Turquía atacó objetivos del Estado Islámico en Siria

Ocurrió un día después de que miembros de la milicia radical mataran a un soldado turco en un ataque a un puesto militar.

Aviones del ejército de Turquía atacaron el viernes objetivos del grupo extremista Estado Islámico en territorio sirio, a lo largo de la frontera con el país, dijeron funcionarios de Ankara. Ocurrió un día después de que miembros de la milicia radical mataran a un soldado turco en un ataque a un puesto militar.

El bombardeo supone un cambio importante en la estrategia de Turquía, que durante mucho tiempo se mostró reacia a unirse a la coalición liderada por Estados Unidos para combatir el avance del grupo, según informó The Associated Press.

El primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, dijo que los ataques aéreos "eliminaron potenciales amenazas" para el país y que los blancos se alcanzaron con un "100% de precisión". El mandatario no descartó nuevas ofensivas, diciendo que Ankara está decidida a abortar todas las amenazas terroristas en su contra.

Turquía objetivos estado islámico 1

 Un soldado turco permanece junto a un vehículo blindado mientras asegura una vía próxima a la frontera con Siria, en las afueras de la localidad de Seve, en el sureste de Turquía. 

"Esta no fue una operación puntual, esto es un proceso", dijo Davutoglu. "No se limita a un día o a una región (...) Se responderá al menor movimiento de amenaza contra Turquía de la forma más contundente posible".

La policía turca lanzó también el viernes una gran operación contra grupos terroristas, incluyendo Estado Islámico, y llevó a cabo registros simultáneos en Estambul y 12 provincias más que terminaron con más de 290 detenidos.

El presidente del país, Recep Tayyip Erdogan, confirmó también el viernes la existencia de un rumoreado acuerdo con Estados Unidos para utilizar la base aérea de Incirlik, en el sur de Turquía, en operaciones militares contra los extremistas "dentro de un cierto marco". El pacto, sobre el que no dio más detalles, se cerró en una conversación telefónica con su homólogo Barak Obama a principios de esta semana, según funcionarios de ambos países.

Tres aviones F-16 despegaron de la base aérea de Diyarbakir en el sureste de Turquía en la madrugada del viernes y emplearon bombas inteligentes para alcanzar tres objetivos de la milicia radical al otro lado de la frontera de la provincia turca de Kilis, dijo un funcionario del gobierno. Los blancos eran dos centros de mando y un punto de reunión de partidarios del El, agregó el responsable, que habló bajo condición de anonimato por la norma que exige tener una autorización para realizar comentarios.

Medios turcos dijeron que los objetivos estaban en la localidad siria de Hawar al-Naht, cerca de la frontera, pero funcionarios no confirmaron su ubicación.

La agencia de noticias Dogan dijo que al menos 35 insurgentes de Estado Islámico fueron asesinados en el bombardeo contra el punto de encuentro. La agencia no citó la fuente de su información y no hubo confirmación oficial al respecto.

La decisión de ejecutar la operación fue tomada en una reunión de seguridad el jueves, celebrada luego de que insurgentes de EI disparasen desde territorio sirio a un puesto militar en Turquía, matando a un soldado, dijo un comunicado del gobierno.

Davutoglu dijo que el viernes las aeronaves turcas no violaron el espacio aéreo sirio, pero no descartó incursiones en el futuro.

El mandatario negó las informaciones que apuntaban que Ankara había informado al régimen sirio sobre los ataques, pero dijo que sí contactó con sus aliados de la OTAN antes de la operación.

Turquía objetivos estado islámico 2

 En esta imagen, tomada el 23 de julio de 2015, el primer ministro turco Ahmet Davutoglu (centro), sus ministros y mandos militares y de inteligencia durante una reunión de seguridad en Ankara, Turquía. 

El acuerdo para el uso de las bases llega después de meses de peticiones estadounidenses y de delicadas negociaciones sobre el uso de Incirlik y de otras bases por parte de la coalición — un asunto sensible Turquía, publicó

AP

.

La agencia de noticias estatal turca Anadolu dijo que unos 5.000 agentes participaron en la redada del viernes contra extremistas, que tenía también como objetivo al grupo rebelde curdo PKK y al ilegalizado DHKP-C, de extrema izquierda.

Davutoglu dijo que entre los detenidos había 37 extranjeros, aunque no ofreció detalles sobre sus nacionalidades.

Una supuesta miembro del DHKP-C falleció en una balacera con la policía en Estambul, informó Anadolu.

Las iniciativas de Turquía llegan cuando el país está cada vez más inmerso en el conflicto luego de registrar una serie de ataques mortales y tras señales de aumento de la actividad radical de EI en su territorio.

A principios de esta semana, un atentado suicida atribuido a Estado Islámico mató a 32 personas en una localidad cerca de la frontera con Siria.

Funcionarios turcos expresaron su preocupación por que esa masacre formase parte de la campaña de venganza de los radicales ante la creciente represión de Ankara a las operaciones de EI en el país. Según responsables turcos, en los últimos seis meses se detuvo a más de 500 personas que supuestamente trabajan para la milicia.

Opiniones (0)
21 de junio de 2018 | 13:24
1
ERROR
21 de junio de 2018 | 13:24
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"