Medio siglo después, Cuba y Estados Unidos son países amigos

EEUU y Cuba reabren sus embajadas y reanudan relaciones. En el acto más simbólico, en Washington, se izará la bandera cubana.

Estados Unidos y Cuba reanudaron a partir de la medianoche de hoy relaciones diplomáticas tras más de 54 años de ruptura.

La reapertura hoy de sus respectivas embajadas es un paso más en el acercamiento entre los dos países anunciado el 17 de diciembre del año pasado.

Washington y La Habana retomaron oficialmente sus relaciones a partir de las 0:01 de hoy (05:01 GMT). A esa hora, las Secciones de Intereses de uno y otro país, abiertas en 1977, pasaron a ser formalmente embajadas.

El acto más simbólico de la jornada se celebrará a las 10:30 horas (17:30 GMT) en la ya embajada cubana en Washington, donde se presentará el cartel con la nueva denominación y se izará la bandera cubana.

La ceremonia, para la que hay 500 invitados, estará presidida por el canciller cubano Bruno Rodríguez. Es el primer ministro de Exteriores de la isla que visita oficialmente Estados Unidos desde 1959.

Estados Unidos estará representada por Roberta Jacobson, máxima responsable para América Latina del Departamento de Estado y representante del gobierno estadounidense en las negociaciones bilaterales de los últimos meses. Rodríguez se reunirá después en Washington con su homólogo norteamericano, John Kerry.

En La Habana no hay previsto ningún acto formal de reapertura. La bandera de Estados Unidos no ondeará en la embajada del país hasta que Kerry visite próximamente la isla.

Por el momento tampoco habrá embajador: Jeffrey DeLaurentis, hasta ahora director de la Sección de Intereses en La Habana, será ascendido a jefe de negocios, al igual que el hasta ahora jefe de la legación cubana en Washington, José Ramón Cabañas. Ambos países deben designar embajadores más adelante.

La bandera cubana sí se colocará en el lobby de la sede del Departamento de Estado junto a la del resto de países con los que Estados Unidos mantiene relaciones.

Será "un histórico paso hacia adelante para normalizar las relaciones con el gobierno de Cuba y su pueblo, y para empezar un nuevo capítulo con nuestros vecinos en las Américas", dijo el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, al fijar el pasado 1 de julio que hoy lunes sería la fecha para la reapertura de embajadas.

El primer paso se había dado ya el 17 de diciembre del año pasado, cuando ambos países hicieron el histórico anuncio de que reanudarían relaciones, tras negociar durante 18 meses en secreto.

A ello le siguieron unos seis meses de conversaciones y el inédito encuentro en abril en Panamá entre Obama y el presidente cubano, Raúl Castro.

El acercamiento, sin embargo, no terminará hoy lunes. Ambas partes ya han señalado de antemano que la plena normalización de relaciones será un camino "largo y difícil".

"Nadie espera que Cuba se transforme de la noche a la mañana", dijo Obama, que considera que la apertura de embajadas permitirá "apoyar la democracia y los derechos humanos" en la isla.

Raúl Castro, por su parte, reiteró la semana pasada que, para poder tener "relaciones normales", Washington debe levantar el embargo que impuso a Cuba en los años 60. El hermano menor de Fidel Castro exigió también la devolución de la base naval de Guantánamo, otro de los antiguos reclamos de Cuba.

Fuente: Daniel García Marco e Isaac Risco, Dpa.

Opiniones (0)
17 de agosto de 2018 | 09:01
1
ERROR
17 de agosto de 2018 | 09:01
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"