EEUU busca “serenar a aliados del Golfo por acuerdo nuclear con Irán”

Obama recibió a representantes de países árabes aliados para disipar sus temores tras los avances logrados por un acuerdo nuclear con Irán.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, recibió hoy en su residencia de Camp David a representantes de países árabes aliados para disipar sus temores sobre la seguridad en la región tras los avances logrados por un acuerdo nuclear con Irán.

Las garantías que dio el gobierno de Estados Unidos a sus aliados árabes fueron "bien recibidas" durante las conversaciones, aseguró el asesor de seguridad nacional Ben Rhodes.

Rhodes intentó tranquilizar a los presentes subrayando que el avance en las tratativas de Estados Unidos con Irán son "una transacción de índole nuclear". "No es una reconciliación más amplia entre Estados Unidos e Irán sobre toda una gama de asuntos", aseguró.

Rhodes destacó asimismo que Washington comparte con sus socios árabes la preocupación por ciertas actividades de Irán, pero señaló que los países de la región verán "garantías muy claras sobre el carácter de nuestros compromisos de seguridad hacia el CCEAG".

Junto con Israel, los seis países del Consejo de Cooperación para los Estados Árabes del Golfo (CCEAG), Bahrein, Kuwait, Omán, Qatar, Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos, son los que más críticos se han mostrado respecto del acuerdo de principios entre Estados Unidos e Irán, que apunta a lograr un pacto definitivo antes de julio.

Entre los países árabes genera particular preocupación la perspectiva de que se anulen las sanciones económicas contra Teherán, ya que consideran que eso podría volver a llenar las arcas de Irán y, en consecuencia, fomentar la financiación iraní de actividades que desestabilizan la región.

Como contrapartida para someter su programa nuclear a las regulaciones fijadas en un futuro un pacto nuclear con las potencias occidentales, Irán exige justamente que se anulen las sanciones que rigen actualmente en su contra.

Rhodes aseguró hoy que su país apunta precisamente a tomar medidas que garanticen que Irán no desarrolla armas nucleares, algo que en definitiva debería ayudar a frenar la carrera armamentística en la región.

Además, ofreció medidas concretas de cooperación con los países del Golfo. Estados Unidos colaborará para reforzar la seguridad marítima integrando los sistemas de defensa regionales, operaciones de contraterrorismo y ejercicios militares, apuntó.

Si bien el encuentro pautado para hoy fue anunciado como una cumbre de líderes, sólo dos de los países, Kuwait y Qatar, enviaron a sus jefes de Estado. El resto no concurrió alegando distintos motivos, lo cual fue interpretado por algunos analistas en Washington como un desaire a Obama.

La Casa Blanca intentó bajar sin embargo el tono al desplante diplomático ante el hecho de que el rey saudí, Salman bin Abdulaziz, decidió no concurrir a Camp David y enviar en su lugar al príncipe heredero.

Además del tema iraní, en las reuniones en Washington y Camp Davis se abordaron la lucha contra los rebeldes hutíes en Yemen y contra la milicia Estado Islámico (EI) en Irak y Siria, además de la situación de caos en Libia.

Fuente: Dpa. 

Opiniones (0)
21 de junio de 2018 | 23:20
1
ERROR
21 de junio de 2018 | 23:20
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"