Más países europeos se suman al rescate de inmigrantes

Francia e Irlanda enviarán buques de apoyo al mar Mediterráneo, y junto a Alemania y el Reino Unido respondieron al pedido italiano.

Irlanda y Francia se convirtieron en las naciones de la Unión Europea que respondieron más recientemente al pedido de Italia de que contribuyan a salvar vidas de migrantes en el Mediterráneo, en tanto que organizaciones humanitarias internacionales han ampliado su flotilla de embarcaciones de rescate.

La ministra de defensa italiana Roberta Pinotti dijo el sábado durante una conferencia en el norte de Italia que un barco patrullero irlandés estaba por llegar al Mediterráneo y que Francia manifestó su disposición a participar en la operación.

Dos barcos alemanes y uno británico ya están colaborando, después que Italia pidió ayuda con los migrantes que llegan a diario por centenas o miles en atestadas embarcaciones pesqueras y en otras muy precarias que zarpan de Libia, donde efectúan sus operaciones los traficantes de personas.

Cientos de migrantes rescatados por un barco a servicio de una organización privada y por otro alemán llegaron el sábado a Sicilia y a Italia continental.

La organización Médicos sin Fronteras agregó un segundo barco para efectuar operaciones de búsqueda y rescate. El buque, Bourbon Argos, lleva 26 tripulantes, incluso trabajadores médicos de emergencia. Su primer buque, el MY Phoenix, efectúa su misión en colaboración con otro grupo humanitario llamado Estación de Asistencia Marítima a Migrantes (MOAS por sus siglas en inglés).

Cuando los socorristas llegan a las embarcaciones en peligro, a veces hallan a los migrantes a bordo muertos o agonizantes después de que pasaran días en el mar con poca o ninguna agua, o están demasiado débiles para mantenerse a flote o nadar en caso de que los botes en los que iban se hayan volteado o hagan agua.

Un cofundador de MOAS narró el rescate de más de 200 migrantes después que el Phoenix los trajo el sábado al puerto siciliano de Augusta.

"El barco se inclinaba unos 30 a 40 grados de cada lado", contó Christopher Catrambone. "En cualquier segundo podía voltearse, de modo que fuimos muy afortunados de llegar a tiempo a esa embarcación antes de que muriera esa gente".

Solamente en abril fueron traídos a Italia más de 26.000 migrantes rescatados, según cifras del gobierno italiano, debido a que los traficantes aprovecharon el clima primaveral apacible en el mar.

Italia ha insistido en que las demás naciones de la UE incrementen su colaboración, incluso después del rescate. Aunque la mayoría de los migrantes que llegan a Italia esperan reunirse con familiares en el norte de Europa, deben permanecer en albergues en Italia hasta que sean procesadas sus solicitudes de asilo.

Muchos políticos en Italia quieren que las naciones de la UE reciban algunos de los migrantes que buscan asilo.

Fuente: The Associated Press

Opiniones (0)
21 de mayo de 2018 | 22:23
1
ERROR
21 de mayo de 2018 | 22:23
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"