La aerolínea sabía que Lubitz sufrió un cuadro de depresión "severo"

La compañía Lufthansa reconoció haber estado al tanto sobre el estado de salud del copiloto de Germanwings mientras se formaba en su escuela.

Hace unos años el copiloto Andreas Lubitz, sospechado de haber estrellado un Airbus A 320 en los Alpes y haber acabado con la vida de 150 personas incluida la suya, informó un episodio de depresión "severo", según reconoció la firma aérea Lufthansa. 

Según consignó El País de España, la empresa admitió que el copiloto de Germanwings  presentó en 2009 un "episodio de depresión grave". 

Así se desprendió de un comunicado de la firma en donde revela una correspondencia por correo electrónico entre el propio copiloto y la escuela de formación de pilotos de la misma compañía de la que éste era alumno. 

Posteriormente, Lubitz recibió el certificado médico que confirmaba que estaba preparado para volar, según indicó la compañía en el mismo escrito.

Por último, fuentes de Lufthansa afirmaron que este nuevo episodio en la investigación del siniestro, que el pasado martes acabó con la vida de 150 personas, incluida la del propio Lubitz, no contradice la versión anterior difundida por la empresa. 

El copiloto estuvo 18 meses en la escuela de pilotaje de la aerolínea alemana y posteriormente se tomó un reposo.

Opiniones (0)
26 de mayo de 2018 | 05:27
1
ERROR
26 de mayo de 2018 | 05:27
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"