Milicias chiitas destruyeron aldeas suníes en Irak

Así lo asegura la organización defensora de los derechos humanos Human Rights Watch. Seguidores del gobierno robaron, quemaron en las casas y usaron explosivos.

Las milicias chiitas y las fuerzas de seguridad iraquíes saquearon y destruyeron el año pasado pueblos habitados principalmente por sunitas, según denuncia hoy en un informe la organización defensora de los derechos humanos Human Rights Watch (HRW).

Seguidores del gobierno no sólo robaron y quemaron en las casas de los sunitas que habían huido de los combates, sino que al menos en dos localidades emplearon explosivos y armamento pesado para arrasar la localidad, señala el informe que se basa en declaraciones de testigos y en imágenes tomadas por satélite. Se trata, según HRW, de violaciones del derecho internacional de la guerra.

Según esta organización con sede en Nueva York, los ataques tuvieron lugar después de que las fuerzas iraquíes en la última mitad del año pasado consiguieran romper un bloqueo de semanas a la ciudad de Amerli que había impuesto la milicia terrorista Estado Islámico (EI).

Los seguidores de EI habían usado muchas de las localidades destruidas en el noreste de Irak como base para sus ataques a Amerli. Una de las razones de los ataques fue la venganza contra los civiles, a quienes acusaron de colaboración con EI.

Las imágenes de satélite confirman la destrucción en 30 localidades, según se indica en el informe de 31 páginas.

Los testigos señalaron que hubo ataques en 47 pueblos. "Las milicias parecía que habían planeado previamente algunos de los ataques", según apunta Human Rights Watch. Lo que arroja la pregunta de si hay corresponsabilidad por parte de la cúpula militar, se agrega.


Fuente: Dpa.

Opiniones (0)
17 de agosto de 2018 | 23:40
1
ERROR
17 de agosto de 2018 | 23:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"