Israel y su plan de inmigración masiva de judíos europeos

Se aduce aparente amenaza a judíos de Francia, Ucrania y Bélgica. Hay quienes creen que una huída masiva de judíos de Europa le haría el juego al extremismo.

El plan de inmigración es una respuesta del gobierno de Israel a la situación de aparente amenaza que viven los judíos en Francia, Ucrania y Bélgica, por los recientes atentados terroristas.

"Judíos han vuelto a ser asesinados en suelo europeo sólo por el hecho de ser judíos y esta ola de ataques terroristas, que incluye ataques asesinos antisemitas, se espera que continúe", dijo Bejamin Netanyahu, primer ministro de Israel.

Expuso así las razones por las cuales su gobierno había decido lanzar un plan de inmigración masiva para los judíos que vivan en Francia, Ucrania y Bélgica.

La migración desde esos países hacia Israel ya se había incrementado en tiempos recientes.

En Ucrania se señala como causa el conflicto en el este del país; mientras que en Francia y Bélgica el motivo sería un creciente antisemitismo, aunque algunos observadores indican que también influye una peor situación económica.

Ataques

La declaración de Netanyahu llegó después de la reciente serie de ataques extremistas que en Francia y Dinamarca han conmovido a la opinión pública internacional.

El fin de semana dos hombres murieron en dos atentados extremistas en Dinamarca. Uno de ellos era un hombre judío.

Unas semanas atrás cuatro judíos murieron en un ataque en París a un supermercado kosher, que siguió a otro en la revista satírica Charlie Hebdo en el que murieron 17 personas.

Todos fueron ataques perpetrados por extremistas islámicos.

Críticas al proyecto

La propuesta de Benjamín Netanyahu, primer ministro de Israel, se divide en tres etapas: estimular la inmigración; fortalecer y adaptar el proceso de absorción y la implementación de atención especial a inmigrantes provenientes de áreas de emergencia.

Sin embargo, su anuncio generó abiertos cuestionamientos dentro y fuera de Israel.

En Israel hay quienes creen que una huída masiva de judíos de Europa le haría el juego al extremismo; también hay quienes sospechan que el anuncio se trataría de una jugada política de Netanyahu de cara a las próximas elecciones generales del 17 de marzo en su país.

"Estar en campaña electoral no justifica cualquier declaración", dijo el primer ministro francés, Manuel Valls, cuya esposa es judía. "El lugar de los franceses judíos es Francia. Mi mensaje es el siguiente: Francia está herida, como ustedes, y no quiere que se marchen".

Por su parte, el Gran Rabino de Dinamarca, Jair Melchior, expresó que "el terrorismo no es razón para emigrar a Israel. Los judíos de Dinamarca se van a Israel porque aman Israel, y no porque hubo un atentado terrorista. Huir sería una victoria del terror", comentó.

Y la primera ministra de Dinamarca, Helle Thorning-Schmidt, dijo que su país "no sería el mismo sin la comunidad judía".


Fuente: BBC.

Opiniones (0)
18 de julio de 2018 | 13:42
1
ERROR
18 de julio de 2018 | 13:42
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"