Alemania: 100.000 personas en marchas pro y contra Pegida

El movimiento islamófobo convocará unas 40000 personas. Mientras que, para oponerse a esta movida de la derecha, se organizaron 19 contramanifestaciones.

La ciudad alemana de Leipzig, en el este del país, espera hoy hasta 100.000 personas en marchas a favor y contra el movimiento islamófobo alemán Pegida.

Las autoridades calculan que hasta 40.000 personas acudirán a la manifestación convocada por la rama de Pegida en Leizpig, conocida como "Legida", que llega después de que la policía prohibiera el domingo las tradicionales marchas de los lunes en Dresde ante la amenaza concreta de un atentado islamista.

En un principio, los organizadores de Pegida (siglas de "Europeos Patrióticos contra la Islamización de Occidente") anunciaron que cerca de 60.000 personas participarían en esta marcha, una cifra que fue reducida posteriormente.

Además, están previstas 19 contramanifestaciones. La policía sajona prepara uno de sus mayores despliegues "en décadas", con hasta 4.000 agentes.

El movimiento islamófobo tenía previsto manifestarse a lo largo del anillo circular que rodea todo el centro de la ciudad. Sin embargo, las autoridades de la ciudad sólo han autorizado la marcha en una parte del recorrido, lo que ha provocado que los organizadores recurran la decisión ante los tribunales. Asimismo, los contramanifestantes deberán estar ubicados en un sitio fijo.

"Nos encontramos lisa y llanamente ante una situación como nunca antes hemos vivido en Leipzig", aseguró el presidente de la policía, Bern Merbitz.

El presidente de la fracción parlamentaria del Partido Socialdemócrata (SPD), Thomas Oppermann, alertó de cualquier diálogo con Pegida. "No hay ninguna posibilidad de hablar con partidarios de Pegida que argumentan con frecuencia de manera racista", indicó a la agencia dpa, al mismo tiempo que destacó que con los que no sean así sí que puede hablar.

"Es razonable siempre que exista una oferta de diálogo neutral", agregó con la mirada puesta en los foros de discusión como el creado en el centro de Sajonia para la formación política.

Poco antes, la secretaria general del SPD, Yasmin Fahimi, rechazó categóricamente cualquier diálogo. "Sería una señal errónea, ahora ir allí y apoyarlos".


Fuente: Dpa.

Opiniones (0)
26 de mayo de 2018 | 19:19
1
ERROR
26 de mayo de 2018 | 19:19
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"