Atentado suicida sacudió zona turística de Estambul

Una mujer se inmoló y mató a un policía en una comisaría de la ciudad turca.

Una mujer provocó hoy su propia muerte y la de un policía al accionar una bomba que llevaba consigo dentro de una comisaría en la zona más turística de la ciudad turca de Estambul, hiriendo además a otro agente, informaron autoridades y medios locales.

El suceso tuvo lugar alrededor de las 17 cerca del monumento de Santa Sofía, en Sultanahmet, el barrio turístico más importante de la urbe transcontinental, la mayor de Turquía y la más poblada de Europa, informó el gobernador de Estambul, Vasip Sahin.


"Una mujer hizo estallar la bomba que llevaba adosada a su cuerpo en la comisaría de la Policía Turística tras entrar y asegurar en inglés que había perdido su monedero", especificó el gobernador en declaraciones a la cadena de TV CNNTürk.

"Un policía ha sido trasladado al hospital, gravemente herido. Otro ha sufrido heridas leves. Estamos trabajando para determinar la identidad de la atacante. Sólo habló en inglés e intentamos averiguar si es turca o extranjera", concluyó el gobernador, citado por la agencia de noticias EFE.

El policía con heridas graves falleció después en el hospital, informó CNNTürk.

Un testigo explicó a esa cadena que se trataba de una mujer bien vestida, de unos 1,70 metros de altura, que pidió a los transeúntes que le indicasen el lugar de la policía turística "en mal inglés".

"Luego escuchamos la explosión y dos disparos. La atacante suicida estaba muerta en el suelo", añadió el testigo.

El suceso causó alarma en la zona, habitualmente muy visitada por los turistas, y el transporte público fue interrumpido.

Según el diario turco Hürriyet, aparte de los dos policías también resultó herida una mujer, pero la información no fue confirmada oficialmente.

Hace una semana, otro atacante lanzó dos granadas de mano que no explotaron contra el Palacio Dolmabahce, otro punto turístico de la ciudad y que alberga una de las oficinas del primer ministro, aunque no hubo daños personales y los policías del recinto detuvieron al agresor de inmediato.

El ataque fue reivindicado por un grupo marxista prohibido, el Frente-Partido Revolucionario de Liberación del Pueblo (DHKP-C), que amenazó con más atentados.

El mismo grupo fue responsable de un atentado suicida contra la embajada de Estados Unidos cometido el año pasado, así como de varios ataques contra comisarías.

Pero no es la única amenaza a la seguridad que enfrenta Turquía.

El país fue la vía de entrada a Siria e Irak de varios de los miles de combatientes extranjeros que se sumaron a las filas del grupo yihadista Estado Islámico (EI), lo que genera preocupaciones de que puedan regresar y perpetrar ataques en suelo de Turquía.

También ha habido enfrentamientos en la zona de mayoría kurda del sureste del país en semanas recientes entre miembros de un partido islamista kurdo y simpatizantes del proscrito Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), que también ha cometido atentados en el pasado. 

Opiniones (0)
26 de mayo de 2018 | 05:24
1
ERROR
26 de mayo de 2018 | 05:24
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"