Deportes

Los latinos marcarán el ritmo en Quads

El chileno Casale asoma como el hombre a vencer, pero Bonetto, Lafuente y Halpern, buscarán destronar al dueño del 2014.

Entre los cambios que ha experimentado la prueba desde que desembarcara en Sudamérica, la progresión en el número de pilotos de la categoría de quads es sin duda una de las principales tendencias. 

En 2009, un total de 25 pilotos tomaban la salida en la categoría, una cifra que casi se duplicará este año en la salida de Buenos Aires el próximo día 4 de enero, donde se esperan 46 quadistas. Al analizar de cerca esta impresionante eclosión en el pelotón de cuadriciclos, sale a relucir la fortaleza de la disciplina entre los latinoamericanos: los tres países anfitriones suman 24 vehículos en la categoría, ascendiendo el total a 33 quads si sumamos los procedentes de otras nacionalidades del continente.

La cultura de los cuadriciclos, que queda de manifiesto en la lista de inscritos, se refleja con mayor contundencia si cabe en la competición. Con la excepción del éxito de Joseph Machacek, que prolongaba su serie victoriosa en 2009, los cinco últimos títulos han ido a parar a pilotos argentinos o chilenos, y se han adjudicado 50 de las 82 etapas disputadas durante dicho período. 

El defensor del título es la perfecta representación del “quadista latino”. Tras descubrir el Dakar primero en el camión familiar y después en motos (40º en 2011), Ignacio Casale firmaba un arranque excepcional en la categoría con 23 años al embolsarse la 4ª posición (2012) y amenazaba el año siguiente al campeón Marcos Patronelli. En 2014, el piloto de Yamaha se consagraba definitivamente al dominar a sus rivales a partir de la 7ª etapa y culminar el rally con 7 especiales en su haber.

Sebastian Halpern

Mendocino. Sebastián Halpern vuelve al ruedo y va por el podio.

Pero resultaría arriesgado designar a Casale como el gran favorito en la sucesión, pues son muchos los competidores con opciones, empezando sin ir más lejos por los titulares de pasaportes sudamericanos. El uruguayo Sergio Lafuente, que ocupó provisionalmente la cabeza de carrera en la pasada edición, posiblemente no se tope este año con las trampas que le obligaron a abandonar el pasado enero, al igual que el argentino Lucas Bonetto, 4º en 2013 y otro de los pilotos que tuvieron que decir adiós a la prueba en 2014 de forma prematura. 

También argentino, el benjamín de la última edición, Jeremías González, causó sensación al adjudicarse la 6ª posición con solo 18 años y no hay duda de que volverá este año con ganas de más, y el mendocino Sebastián Halpern, que retorna al Dakar tras un año ausente y buscará meterse en el podio de la especialidad.

Sin embargo, las principales amenazas de Casale no las representan sus compatriotas ni vecinos, sino Rafal Sonik, que se ha colado en cinco ocasiones en el Top 5, fue 2º en 2014 y seguro que llega con ansias de victoria, o el catarí Mohammed Abu Issa (4º), quien ya ha demostrado que tiene lo que hay que tener para optar a un puesto en el podio este año, si no el peldaño más alto. 

Por último, la competición femenina no se limitará este año a la gesta de una solitaria competidora errante, de nombre Camelia Liparoti, puesto que la francoitaliana estará acompañada en esta ocasión por Paula Gálvez.

Opiniones (0)
22 de mayo de 2018 | 05:49
1
ERROR
22 de mayo de 2018 | 05:49
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"