Deportes

Nadal: "Apoyaría un Masters 1000 en Latinoamérica"

El español y número uno del mundo se refirió así a la posibilidad de un torneo de gran envergadura en Latinoamérica.

Rafael Nadal apoya enfáticamente la celebración de un gran torneo de tenis en América Latina, aunque duda de que la ATP y Roger Federer compartan su idea.

"Habría que preguntarle a la gente que tiene el poder para cambiar esas cosas, que no sé si estaría de acuerdo con tener un Masters 1000 en Latinoamérica", dijo el número uno del mundo tras avanzar hoy a las semifinales del Masters 1000 de Madrid.

Nadal no tiene duda alguna de que un Masters 1000 en América Latina sería una gran noticia para el tenis, pero un par de frases sugerentes y gestos al hablar del tema hoy alcanzaron para confirmar que el número uno ve muy lejano ese objetivo.

"Lo apoyaría al máximo, hace muchos años ya que lo digo. El tenis es global, es importante que esté repartido por todo el mundo, pero también es una realidad que los torneos se tienen que jugar donde la gente siente y vive el deporte", dijo Rafa, que ya había apoyado esta iniciativa en Miami.

"Cada vez que voy a Latinoamérica la respuesta del público es inmejorable. No recuerdo ningún partido donde la pista no esté llena al cien por ciento. La ATP tendría que aprovechar la situación, pero como siempre, sabemos, los cambios y las innovaciones en nuestros organismos son complejos".

El factor Federer, influyente en el Consejo de jugadores
Pero en el poder del tenis hay otro nombre muy importante, Roger Federer, que no sólo juega y gana, sino que manda cada vez más. Cuando se le preguntó en marzo en Miami por la idea de Nadal, el suizo fue contundente.

"No entiendo cómo va a suceder en este momento. Sería genial tener grandes torneos ahí abajo, pero creo que no es muy realista, para ser sincero".

Nadal dijo haber entendido el mensaje: "Si Federer dice que no es muy realista, entonces será muy complicado. Al final es el presidente del 'council' (consejo de jugadores) y tiene mucho poder ahí dentro en este tipo de decisiones".

"Yo soy un jugador más que al final intento mirar por lo que creo que podría ser bueno para el tenis, igual que él también supongo que hace", añadió.

Nadal fue durante dos años vicepresidente de Federer en el consejo de jugadores, al que renunció en 2012 frustrado por no poder llegar a acuerdos con el suizo, con el que difiere bastante acerca de lo que hay que hacer en el circuito.

Hoy, mientras hablaba en Madrid de su meta de un megatorneo en Latinoamérica, esa frustración de Nadal ante las divergencias con un jugador al que respeta y admira volvió a ser palpable.

"Salí del consejo de jugadores por algo... En política hace tiempo que no estoy y no voy a meterme ahora. Si estando dentro veía pocas soluciones, por algo me fui". Y, por último, agregó: "No tendría que preocupar mi opinión o solución, porque cuenta poco".
Opiniones (0)
23 de julio de 2018 | 02:36
1
ERROR
23 de julio de 2018 | 02:36
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"