Deportes

"Soy el responsable de los problemas futbolísticos"

El entrenador de Independiente, Omar de Felippe habló del delicado momento institucional y futbolísticos que vive el club.

El entrenador de Independiente Omar De Felippe consideró hoy que "hay que tratar de mantener la tranquilidad" en el frágil momento institucional y futbolísticos que vive el club de Avellaneda, al tiempo que remarcó que los
problemas del equipo, que hace ocho partidos que no gana, son su responsabilidad.

"Se están viviendo momentos difíciles, hay que tratar de mantener la tranquilidad para poder salir adelante. No es tan fácil asumir que hace ocho partidos que no ganamos", explicó De Felippe en conferencia de prensa, tras la práctica matutina en el predio de Villa Domínico.

Asimismo, relativizó que la crisis política en el "Rojo" tenga que afectar en la cancha, porque los "problemas futbolísticos son nuestros".

Aunque sí admitió que la deuda económica que el club mantiene con el plantel -todavía no cobraron en 2014-, "probablemente" puede influir.

Se están viviendo momentos difíciles, hay que tratar de mantener la tranquilidad para poder salir adelante. No es tan fácil asumir que hace ocho partidos que no ganamos", explicó De Felippe en conferencia de prensa, tras la práctica matutina en el predio de Villa Domínico.

"Pero el jugador de la línea de cal para adentro está pensando en el fútbol. Es responsabilidad de todos los que estamos acá. Una vez que termina el partido volvés a agarrar los problemas que tenés afuera, porque problemas hay en todos lados y hay que saber colocarlos en su lugar", dijo.

"Acá soy yo el responsable, el inconveniente del equipo es mío, lo que pasa en el club es complicado pero los que estamos en el vestuario somos responsables de lo que pasa dentro de la cancha", explicó con una tranquilidad envidiable para la frágil situación.

Independiente recibirá el próximo sábado en el estadio Libertadores de América a Talleres de Córdoba, por la fecha 31 de la Primera B Nacional.

Pese a los ocho encuentros sin festejar, el "Rojo" se mantiene en la tercera posición de la tabla de posiciones, aunque ahora compartida con Instituto de Córdoba, con quien debería jugar un desempate para determinar el tercer ascenso a Primera División.

Para ese partido, De Felippe probó este jueves un probable equipo titular en el que incluyó al juvenil Sergio Ojeda como marcador central en reemplazo del lesionado Julián Velázquez, mientras que mantuvo en el ataque a Matías Pisano, aunque luego probó con Martín Zapata.

Acá soy yo el responsable, el inconveniente del equipo es mío, lo que pasa en el club es complicado pero los que estamos en el vestuario somos responsables de lo que pasa dentro de la cancha", explicó con una tranquilidad envidiable para la frágil situación.

"El equipo lo vamos a resolver este viernes. Los jugadores están preocupados como estamos todos, necesitamos volver al triunfo y tener un juego mejor al que estamos haciendo", sostuvo.

Ante la lesión de Velázquez y la expulsión de Cristian Tula el último lunes en Junín frente a Sarmiento, se especuló con la posibilidad de que regresara al primer equipo Claudio Morel Rodríguez, "borrado" después de la caída con Independiente Rivadavia.

"No es terminante, Claudio ha venido mejorando en los entrenamientos y seguramente va a estar concentrado nuevamente, hoy estuve hablando un poco de las cosas que están pasando. Nadie está exento de lo que pasa y tratamos de mantener la comunicación con el jugador", indicó.

E insistió: "Lo que pasa en el club es una cosa y mi preocupación es lo que pasa adentro de la cancha, yo no le hecho la culpa a ninguna otra cosa que es lo que tenemos que hacer dentro de la cancha".

Fuera de lo futbolístico, De Felippe admitió que en el vestuario del estadio de Sarmiento de Junín, el presidente Javier Cantero le dijo "algo así" como que iba a renunciar para descomprimir la situación, postura que con el correr de las horas
se modificó.

"Creo que son momentos de calentura, hay que estar tranquilos. Lo mío pasa por lo que el jugador se convenza de lo que tenemos que hacer dentro de la cancha. Algo así creo que me dijo Cantero, es lo que manifestó en todos lados, son momentos de calentura", afirmó.

De Felippe explicó que prefirió no hablar con la prensa tras la caída con el "Verde" porque "hay que tener argumentos para explicar una derrota".

"Cuando el equipo no desarrolla lo que tenías pensado a veces es mejor mantener el silencio, por eso me fui sin hablar", justificó.

Por último se refirió al momento del mediocampista Federico Insúa, que llegó como refuerzo principal en el receso de verano y no logró ensamblarse en el equipo.

"Seguramente es un jugador que vamos a utilizar. Hoy consideramos que hay otros chicos que están mejor, pero en algún momento va a tener que jugar y hacer lo que él sabe, esa pausa, esa tranquilidad que necesitamos", concluyó.

Opiniones (0)
21 de julio de 2018 | 15:18
1
ERROR
21 de julio de 2018 | 15:18
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"