Deportes

Polémica en Inglaterra por un error del árbitro

Andre Marriner podría ver una tarjeta roja después de equivocarse en el Chelsea-Arsenal al expulsar a un jugador equivocado.

El árbitro Andre Marriner podría ver una tarjeta roja después de equivocarse el sábado en el Chelsea-Arsenal de la Premier League al expulsar a un jugador por un penal que cometió un compañero suyo.

La imagen fue hoy casi igual de protagonista que el 6-0 que le propinó el Chelsea al Arsenal para afianzarse como líder de fútbol inglés.

Marriner expulsó a Kieran Gibbs mediada la primera parte después de pitar penal por mano dentro del área. Sin embargo, Gibbs no fue el que desvió la pelota de forma antirreglamentaria, sino Alex Oxlade-Chamberlain.

El infractor incluso se dirigió al árbitro para decirle que había sido él y no Gibbs el autor del penal que supondría instantes después del 3-0 para los locales en Stamford Bridge.

Marriner admitió hoy su error y aseguró que se sentía "disgustado" con el desenlace a través de un comunicado emitido por la asociación de árbitros.

"Los errores de identificación son muy raros y a menudo es el resultado de diferentes factores técnicos", señaló el gremio.

"Esa fue una decisión difícil. Andre estaba disgustado de haber fallado a la hora de identificar al jugador adecuado y se disculpó ante el Arsenal".

El entrenador de los "gunners", Arsene Wenger, que asumió la plena responsabilidad por la catastrófica actuación del equipo, dijo que Marriner confió en el aviso de los jueces de línea y del cuarto árbitro al no poder ver directamente la jugada.

"El árbitro cometió un error al no identificar al jugador", señaló Wenger, quien recibió también una reprimenda por no asistir al obligatorio encuentro con la prensa escrita después del partido.

"Él no vio lo ocurrido y decidió saque de esquina (antes de consultar con los otros árbitros). Quizás fue penal. Pero Gibbs no fue".

El ex árbitro internacional Clive Thomas, que cometió muchos errores en su carrera, dijo hoy a la emisora BBC 5 que Marriner y los otros tres árbitros deberían "ser suspendidos por el resto de la temporada".

"Es la decisión más desafortunada que vi. En mi opinión esos cuatros no deberían pitar en ningún partido más de Premier League este año".

El pero momento en la carrera de Thomas fue en el Mundial de Argentina 1978, cuando anuló un gol al brasileño Zico en el tiempo de descuento. El árbitro concedió un córner en el tiempo de descuento, pero pitó el final del duelo cuando el balón volaba hacia el área, donde Zico lo envió al fondo de las redes.

Algunos medios aseguraron hoy que Marriner podría ser suspendido temporalmente de la Premier League, pero otro famoso ex árbitro, Dermot Gallagher, dijo que eso sería injusto.

"A menos que uno de sus ayudantes le hubiera dicho que el expulsado era otro, lo cual no ocurrió, él consideró que había actuado del modo correcto", dijo Gallagher a la BBC.

El entrenador del Chelsea, el portugués Jose Mourinho, se mostró simpático al decir que "todo entrenador acepta esa clase de errores".

"Desde el banquillo, uno no puede decir qué jugador fue", dijo el técnico, siempre muy crítico con los árbitros. "Mi asistente dijo que fue (Mikel) Arteta y otro dijo Chamberlain", añadió.

"Esta es la clase de equivocaciones que todo entrenador acepta. Creo que él no lo vio. El segundo árbitro podría haberle ayudado a tomar la decisión adecuada".

Opiniones (0)
20 de febrero de 2018 | 21:12
1
ERROR
20 de febrero de 2018 | 21:12
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
    13 de Febrero de 2018
    El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
    París bajo la nieve
    7 de Febrero de 2018
    París bajo la nieve