Deportes

Rumbo al Mundial: ¿Qué pasa con los volantes?

Sabella tiene algunas variantes en un sector del campo de juego que ha demostrado tener dos caras.

Después de analizar un sector de la cancha en el que Alejandro Sabella tiene el panorama bastante claro, la postura cambia cuando se va retrocediendo en el campo y el caso del mediocampo brinda aristas tan sustentables como endebles, pensando en la lista definitiva de la Selección argentina para el Mundial de Brasil.

Como ocurrió en la mayoría de los partidos a partir de aquel triunfo resonante en Colombia por las Eliminatorias, cuando la Selección enderezó el rumbo y dejó atrás las preocupaciones, Sabella mantiene una base que pocas veces modifica.

Por eso, lo importante es saber qué variantes tiene en la cabeza el entrenador albiceleste si tenemos en cuenta que en un Mundial no puede haber sorpresas, hay que prever situaciones -como suspensiones o lesiones- para intentar que el equipo no merme su rendimiento.

El nivel de Gago genera muchas dudas.

El trío conformado por Fernando Gago, Javier Mascherano y Ángel Di María es inamovible para Sabella, al menos para el debut frente a Bosnia el 15 de junio en el estadio Maracaná de Río de Janeiro.

Tácticamente, Gago se encarga de la banda derecha y la generación de juego, soltándose junto con la posesión de pelota para dejar el carril liberado a la subida del lateral.

En defensa, el jugador de Boca intenta ser la primera línea de presión del sector, para que luego Mascherano "barra" su espalda y batalle, dadas sus características, para recuperar el balón y entregárselo a Gago para rearmar el ataque.

El rol de Ángel Di Maria es clave.

Por el sector izquierdo el panorama es menos complejo tácticamente, porque Di María es un volante más a la antigua, con recorrido, siendo parte del ataque y la defensa con igual protagonismo.

¿Pero qué pasaría en caso de que alguno de estos tres no pueda jugar alguno de los partidos del Mundial?

Obviamente hay una primera línea de cambios, con jugadores de similares características y que intentan mantener el funcionamiento del equipo pese a las ausencias.

Para Gago, Sabella tiene en mente a Ever Banega, el hombre que regresó de Europa en busca de continuidad en Newell´s y si bien tiene menos despliegue que el esposo de la extenista Gisela Dulko, permite un buen trato del balón.

En el caso de Mascherano, el entrenador de la Selección generalmente utilizó a otro batallador como Lucas Biglia, que suele tener varios minutos en la Lazio de Italia.

Quizás para el sector de "Fideo" Di María es donde hay más dudas, pero dado su presente, y pese a que actualmente no juega en esa posición, Maxi Rodríguez parece tener las condiciones para ocupar el costado izquierdo por su buena pegada, su desborde y la verticalidad.

Hasta ahí tenemos seis apellidos, pero Sabella piensa en al menos ocho volantes dentro de la lista definitiva de 23 jugadores para el Mundial de Brasil.

Por eso, la línea de volantes ofrece dos cupos para cuatro candidatos: Augusto Fernández, capitán del Celta de Vigo donde juega como volante interior y no por las bandas como lo utiliza Sabella; José Sosa, una debilidad del DT pero que no se destaca en Atlético de Madrid; Ricky Álvarez, a quien una serie de lesiones podrían haberle hecho perder un poco de terreno; y Erik Lamela, que cedió terreno con una lesión que lo marginará por algunas semanas más de las canchas.

En el camino, entonces, quedarán nombres que fueron fijas en algún pasaje de la eliminatoria, como Rodrigo Braña, que bajó en la consideración con algunas lesiones y su partida a Quilmes, Pablo Guiñazú y alguna expectativa que provocaba Esteban Cambiasso, se diluyó al no figurar entre los nominados para medirse con Rumania.

Opiniones (0)
23 de julio de 2018 | 12:56
1
ERROR
23 de julio de 2018 | 12:56
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"