Deportes

Atlético Madrid borró al Milan y se clasificó

Los dirigidos por el Cholo Simeone superaron en España a los italianos 4 a 1 y se metieron entre los mejores ocho de la Champions League.

 

El Atlético de Madrid se clasificó hoy para cuartos de final de la Liga de Campeones al golear en el Vicente Calderón por 4-1 al Milan, que fue superado por intensidad, ideas, actitud y juego en equipo.

El conjunto español afrontó la vuelta de la eliminatoria tras el triunfo 1-0 en la ida y refrendó su pase con dos tantos de Diego Costa, uno de Arda Turan y otro de Raúl García, mientras Ricardo Kaká hizo el solitario tanto de un Milan empequeñecido.

El Atlético celebró así su regreso a cuartos de final del principal certamen de clubes europeo tras 17 años.

La puesta en escena del conjunto español fue impecable, la propia de un equipo ambicioso y que ya se siente parte de la elite continental. Lejos de refugiarse en el resultado de la ida, atacó al Milan con rabia y sólo tardó cuatro minutos en adelantarse en el marcador.

Ocurrió tras una grave pérdida de balón de Michael Essien y un gran centro de Gabi que encontró a Diego Costa. El internacional español remató en acrobática postura y el balón se fue a la red entre el delirio de los hinchas locales.

El equipo de Diego Simeone fue el gran dominador durante 20 minutos ante un Milan sin ninguna capacidad de respuesta en ese primer cuarto del encuentro. Aprovechando su superioridad en la medular, el Atlético robó muchos balones y supo manejar la posesión. Hasta que el conformismo se apoderó de él.

Con el marcador a su favor, los jugadores del Atlético renunciaron a su propuesta original y optaron por replegarse muy atrás. Le dieron el balón al Milan y el equipo italiano lo aprovechó para manejarlo con la paciencia propia de un conjunto tan veterano. Y supo sacar su rédito.

El Milan igualó a los 27 minutos después de una excelente jugada colectiva que concluyó con un centro de Poli desde la derecha y un sencillo cabezazo de Kaká en el segundo palo aprovechando el despiste en la marca de Juanfran. Era lo justo en esos momentos.

El Milan siguió dominando en ese tramo del encuentro y estuvo a punto de adelantarse en el partido y en la eliminatoria a los 35 minutos, con otra mala marca de Juanfran sobre Kaká. Esta vez el brasileño mandó alto un remate aparentemente sencillo.

Pero la fortuna, tan importante en un torneo como la Liga de Campeones, acudió al rescate del Atlético de Madrid. Y a sólo cinco minutos del descanso. En una de sus escasas apariciones cerca del área, Arda Turan disparó desde la frontal y el balón cambió radicalmente de trayectoria tras tocar en el defensor Adil Rami. Lo siguiente que hizo el Milan fue sacar el balón de la red.

Así se marchó una primera parte vibrante, pero con más goles que fútbol. Tuvo dominios alternos y las anotaciones cambiaron estados de ánimo. La ventaja del Atlético al descanso se podía explicar por la fortuna, personificada en el segundo tanto local.

La segunda parte fue muy diferente y comenzó con un arriesgado movimiento de Clarence Seedorf, el entrenador del Milan. Quitó a Taarabt y puso a Robinho. Es decir, prescindió casi por completo del centro del campo. Eso facilitó la presión del Atlético y sus contraataques. Y con estos argumentos llegó una gran ocasión a los 48 minutos, un remate de Gabi que se estrelló en un palo.

El Atlético de Madrid vivió muy cómodo toda la segunda parte, en la que al Milan no le quedó ni siquiera el recurso de la épica. Y a los 70 minutos llegó la sentencia.

El protagonista fue Raúl García, la gran apuesta de Simeone en la alineación al dejar en el banquillo a David Villa. Lo agradeció el mediapunta al marcar con un cabezazo en una jugada de estrategia. Fue su decimoquinto tanto esta temporada, lo que habla del peso que actualmente tiene en el equipo español.

El Atlético de Madrid se sintió entonces como un equipo de cuartos de final de la Liga de Campeones. Ni siquiera se inquietó cuando Robinho remató al larguero. El Milan sabía que estaba fuera del torneo.

El equipo de Seedorf bajó los brazos, completamente entregado, y Diego Costa lo aprovechó a cinco minutos del final para completar una de esas goleadas que imponen respeto en Europa.

El conjunto rojiblanco dio otro golpe de autoridad en la Liga de Campeones y de paso confirmó que el Milan es un equipo con más pasado que presente, y quién sabe con qué futuro. El Atlético de Madrid se clasificó simplemente porque es mucho mejor.

FICHA DEL PARTIDO:

ATLÉTICO MADRID:
Courtois; Juanfran, Miranda, Godín, Filipe; Gabi, Mario Suárez; Koke (Diego Ribas, m.80), Raúl García (Sosa, m.71), Arda Turan (Rodríguez, m.78); y Diego Costa.

MILAN: Abbiati; Abate, Rami, Bonera, Emanuelson; De Jong (Muntari, m.78), Essien (Pazzini, m.68); Taarabt (Robinho, m.46), Poli, Kaká; y Balotelli.

Goles: 1-0, m.4: Costa. 1-1, m.27: Kaká. 2-1, m.40: Arda Turan. 3-1, m.70: Raúl García. 4-1, m.85: Costa.

Árbitro: Mark Clattenburg (Inglaterra). Mostró tarjetas amarillas a Raúl García, Balotelli, Rami, Bonera y Robinho.

Estadio: Vicente Calderón.

Opiniones (0)
27 de mayo de 2018 | 05:30
1
ERROR
27 de mayo de 2018 | 05:30
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"