Deportes

Ley "anti-gay" toma temperatura en los Juegos de Sochi

La ley tomó importancia con polémicas declaraciones del abanderado español y cuatro activistas arrestados en San Petersburgo.

Llegó puntual a su cita: la discusión por la denominada "ley anti-gay" tomó hoy temperatura en los Juegos Olímpicos de Sochi 2014 con unas polémicas declaraciones del abanderado español, cuatro activistas arrestados en San Petersburgo y el presidente del COI asegurando que se respetarán sí o sí todos los principios de la carta olímpica.

"Mejor que los homosexuales se corten (se contengan) un poco estos días de los Juegos y luego que sigan con su vida", señaló el patinador Javier Fernández, líder de la delegación española, en una entrevista publicada por el diario "El Mundo".

"No sabes cómo se sufre el ver que todos se ponen contra ti porque un periódico saca algo de contexto que yo no he dicho...", señaló después en su cuenta de Twitter. "Pido perdón si se han mal interpretado mis palabras y he ofendido a alguien!"

Mientras el español se disculpaba en las redes, cuatro activistas fueron arrestados en San Petersburgo por tomar fotos de un cartel que hacía referencia a la carta olímpica, según aseguró a dpa la organización All Out. "La discriminación es incompatible con el movimiento olímpico", se podía leer en el cartel según la asociación.

Las competencias de los primeros Juegos de invierno en Rusia comenzarán mañana entre alta expectación, pero el evento está rodeado por la polémica debido a la muy criticada ley "anti-gay" que firmó en 2013 el presidente de Rusia, Vladimir Putin, y que castiga la "propaganda de orientaciones sexuales no tradicionales" delante de menores.

 Entre las voces críticas a la ley se sumó hoy la de Google. El popular buscador de Internet amaneció pintado con los colores de la bandera del arcoíris (símbolo del orgullo gay y lésbico), imágenes de diferentes deportes invernales y una cita de un fragmento de la carta olímpica.

"La práctica deportiva es un derecho humano. Toda persona debe tener la posibilidad de practicar deporte sin discriminación de ningún tipo y dentro del espíritu olímpico, que exige comprensión mutua, solidaridad y espíritu de amistad y fair play", escribió la empresa de origen estadounidense.

El máximo dirigente del COI (Comité Olímpico Internacional), el alemán Thomas Bach, aseguró hoy al ser preguntado por la ley que su organización es responsable en Rusia de los asuntos relacionados únicamente con los Juegos.

"El COI no es un gobierno supranacional que puede imponer nada a ningún gobierno. Queremos, y es nuestra responsabilidad, aplicar la carta olímpica y mandar un mensaje a los políticos internacionales de cómo una sociedad en paz, sin discriminación, puede vivir en la villa olímpica y competir", señaló Bach en una conferencia de prensa a escasas horas del comienzo de los Juegos de Sochi.

"El COI es responsable de que la carta olímpica se aplique durante los Juegos Olímpicos", añadió Bach. "Ésa es nuestra responsabilidad".

"También nuestra misión es hacer pensar a los líderes sobre su responsabilidad para crear sociedades así en sus países".

Bach recordó también que el COI no es el responsable de la seguridad en Sochi, donde 40.000 agentes -sin contar los efectivos privados- están encargados de que el evento se celebre según lo previsto. "La respuesta a esa cuestión es muy sencilla: las autoridades nacionales son las responsables, el COI no tiene fuerzas de seguridad", dijo a un periodista.

La "ley anti-gay" generó duras críticas de organizaciones internacionales y líderes políticos. Algunos de ellos, como el presidente estadounidense, Barack Obama, o la canciller alemana, Angela Merkel, no asistirán hoy a la ceremonia de inauguración en Sochi.

Opiniones (0)
16 de agosto de 2018 | 14:55
1
ERROR
16 de agosto de 2018 | 14:55
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"