Deportes

Escasa participación en protestas contra el Mundial

Las manifestaciones bajo el lema "no habrá copa" no lograron gran adhesión en Brasil.

Las protestas contra la realización del Mundial de fútbol de Brasil 2014, convocadas bajo la consigna "No habrá Copa", tuvieron hoy escasa adhesión, pese a que millares de internautas habían confirmado presencia a través de las redes sociales en 34 ciudades de todo el país.

Según informó la página web del diario "O Estado de Sao Paulo", en Sao Paulo, unas 1.000 personas se concentraron frente al Museo de Arte y partieron en marcha por la avenida Paulista, bloqueándola en ambos sentidos.

La marcha pacífica, a la cual unas 23.000 personas habían anunciado asistencia a través de Facebook, fue acompañada por un contingente de 2.000 efectivos de la Policía Militarizada, entre ellos agentes de la Tropa de Choque y la Fuerza Táctica, además de un helicóptero Águila, informó la corporación.

En la línea de frente marcharon los integrantes del grupo anarquista "Black Bloc", quienes acostumbran atacar "símbolos de poder" del sistema, como bancos o edificios de organismos públicos.

Convocaron a la manifestación en la metrópolis paulista diversas organizaciones sociales que participaron en junio pasado en las masivas protestas que se realizaron durante la Copa Confederaciones.

Por temor a que se produjeran actos de vandalismo, varios comercios de la región central de la ciudad cerraron sus puertas más temprano de lo habitual.

Entre las consignas coreadas por los activistas, una era una advertencia dirigida a la presidenta Dilma Rousseff: "Dilma, a ver si escuchas, en la Copa va a haber lucha".

Uno de los grupos que convocó la protesta fue el autodenominado "Si no hay derechos no habrá Copa", el cual critica que el gobierno realice gastos millonarios para organizar el evento deportivo, en lugar de invertir en mejorar el transporte colectivo, la vivienda y la salud de la población.

En Río de Janeiro, cerca de 150 personas se concentraron frente al hotel Copacabana Palace. Los manifestantes distribuyeron un panfleto y recolectaron firmas contra la realización de la cita deportiva, que comienza el próximo 12 de junio.

Al igual que en Sao Paulo, equipos de la policía militarizada acompañaron el evento, que hasta 18:30 hora de Brasilia (20:30 GMT) transcurrió sin que se produjera ningún tipo de disturbio.

También en Recife, capital del estado de Pernambuco, en el noreste del país, unas 50 personas participaron de la manifestación, portando carteles que afirmaban: "La Copa mata, desprotege y agrede al pueblo".

Según manifestantes citados por el medio, la crítica a la que aluden las pancartas, similar a las blandidas en todos los actos, es contra la "injusticia" de que el gobierno destine dinero para organizar la competición y no para educación o salud.

En tanto, en Vitória, capital de Espírito Santo, vecino de Río de Janeiro, unos pocos activistas participaron de la concentración, realizada en una estación de servicio y acompañada por patrulleros y policías a caballo.

No hay información hasta el momento sobre la realización de otras manifestaciones en otras ciudades del país.
Opiniones (0)
21 de julio de 2018 | 05:22
1
ERROR
21 de julio de 2018 | 05:22
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"