Deportes

Jugador de Huracán, víctima de un secuestro

Lucas Villarruel fue abordado por cuatro delincuentes cuando estaba ocn su padre en la entrada de su casa en Lomas del Mirador.

El mediocampista y su padre fueron abordados por cuatro delincuentes cuando se trasladaban en una Ford Eco Sport hacia la cochera cercana a su domicilio particular. AL ingresar al vehículo, los obligaron a ir a un cajero automático, pero ninguno tenía la tarjeta de débito encima.

Los delincuentes, que no reconocieron a Villarruel como futbolista, se llevaron el dinero que tenían encima, los celulares de los dos y la camioneta. Antes de huir, golpearon al futbolista con la culata del arma en la cabeza.

Luego de ser liberados en Ciudadela, en un taxi se dirigieron al Hospital Ramón Carrillo donde le curaron la herida en la cabeza al jugador, ambos radicaron la denuncia en la comisaría de Lomas del Mirador según informa el diario Clarín.

Cabe recordar que Villarruel surgió en las inferiores de Huracán y con 22 años es una de las figuras de equipo dirigido por Antonio Mohamed donde de la fecha pasada jugó el partido que "El Globo" le ganó 2 a 1 a Ferro y Villarruel fue una de las figuras del encuentro y podría ser titular el lunes ante Independiente.

"Ni idea por qué fueron tan violentos. No sé por qué me golpearon si nunca me resistí", aseguró Lucas, quien sostuvo que para él "fue al voleo". "Fue un momento feo uno nuca piensa que le va a pasar a uno. Estaba todo muy oscuro y sólo nos apuntaban. Adentro del auto estaban tranquilos", relató. 

En diálogo con el TN, el padre de Lucas dio detalles del hecho y dijo que a su hijo lo golpearon "sin razón alguna" y que tuvo tres puntos de sutura. "Nos dejaron tirados en un cuartel abandonado en Ciudadela, a cuatro cuadras de la Autopista del Oeste", relató. 

Opiniones (0)
25 de junio de 2018 | 09:26
1
ERROR
25 de junio de 2018 | 09:26
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"