Deportes

El último Brasil-España fue 0 a 0 y con polémica

Las selecciones finalistas de la Copa Confederaciones, jugaron su último partido en 1999 y con varias situaciones particulares.

Desorden. Polémica. Jugadores convocados la semana del partida. Himno nacional interrumpido. Al contrario de la aguardada final de la Copa Confederaciones del próximo domingo, el último Brasil x España tuvo mucho más ingredientes fuera que dentro de campo, donde terminó en 0 a 0. Realizado en Vigo, en Galicia, marcó el aniversario de 100 años de la Real Federación Española en noviembre de 1999, pero también una serie de discordias en relación a la CBF.

Comenzando por la existencia de juegos paralelos: la selección preolímpica, en una jornada que avistaba los Juegos de Sidney, viajó a Australia con Vanderlei Luxemburgo, entonces entrenador también del equipo principal, y Ronaldo, estrella principal y presencia prometida por los organizadores, sobre todo Nike. La sensación, para los españoles era de que el amistoso de Vigo estaba en segundo plano.

Entonces auxiliar técnico de Luxemburgo, Candinho fue responsable por la dirección y utilizó la base que había ganado la Copa América. Zetti y Marcos, los porteros, se presentaron al grupo dos días antes del amistoso. La ausencia de Ronaldo y la preparación de los brasileños generaron críticas en la prensa española, irritada por el desorden a pesar del pago de 900 mil dólares a la CBF. Incluso el himno nacional, marca de la selección de la Copa Confederaciones, fue interrumpido aquella noche después de pocos segundos. Zé Roberto reclamó.

​En el campo, España intentaba recuperarse de una traumática eliminación en la primera fase de la Copa del Mundo anterior, y dominó las acciones. Según relatos de la época, Raúl González fue el mejor en campo ante un Brasil que necesitó de la suerte – y de Marcos – para no perder. Tuvo, cerca del fin, un balón en el travesaño con un tiro de  Marcos Assunção. Y más polémicas con la preolímpica.

Sin el calendario como el de los tiempos actuales, había una cuota que permitía seis convocatorias de Ronaldo por año, y el Inter de Milán fue a la Fifa ante el séptimo llamado. Ganó su causa y Ronaldo, prometido a los australianos, tuvo que retornar a Italia. Luxemburgo reclamó: “faltó actitud de él”. 

Vea las alineaciones de los equipos en ese 13 de noviembre de 1999:

España: Molina; Michel Salgado, Paco, Abelardo y Sergi; Guardiola, Luiz Enrique (Mendieta) y Valerón (Engonga); Etxeberria (Urzaiz), Morientes (Munitis) y Raúl González (Alfonso Perez). Entrenador: José Antonio Camacho

Brasil: Marcos; Cafu, Antonio Carlos, Aldair y Roberto Carlos; Emerson, Marcos Assunção, Zé Roberto (Giovanni) y Rivaldo (Zé Elias); Elber y Sonny Anderson (Jardel). Entrenador: Candinho

Árbitro: René Temmink (Holanda)

Opiniones (0)
22 de febrero de 2018 | 14:55
1
ERROR
22 de febrero de 2018 | 14:55
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
    13 de Febrero de 2018
    El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
    París bajo la nieve
    7 de Febrero de 2018
    París bajo la nieve