Deportes

"Maravilla" Martínez y un show a medida en Argentina

Mañana el estadio de Vélez será escenario de un momento excepcional para el deporte argentino. Más de 40 mil personas presenciarán la pelea.

El deporte argentino vivirá en la noche de mañana una de sus jornadas más esperadas del año, pero esta vez no habrá una pelota de fútbol de por medio, sino un ring de boxeo acompañado por un "show" multitudinario y una taquilla sin precedentes.

Sergio "Maravilla" Martínez buscará el sábado defender en Buenos Aires el cinturón de los medianos del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) ante el británico Martin Murray, una velada hecha a medida para un deporte que está viviendo una primavera impensable hace unos años en el país.

El escenario no será el tradicional Luna Park porteño, sino el estadio de fútbol de Vélez Sarsfield, donde unas 50.000 personas ansían ver al campeón en casa luego del título conquistado en septiembre del año pasado en Las Vegas ante el mexicano Julio César Chávez Jr.

"No todos los días se le presenta a uno la posibilidad de subirse al ring en el país de uno y empezar a ser profeta en su tierra", destacó Martínez, de 38 años, que no pelea en Argentina desde 2002, cuando venció a su compatriota Francisco Mora por puntos.

Apenas 1.500 personas presenciaron aquel combate, el último de "Maravilla" antes de radicarse definitivamente en España en medio de la más grave crisis social y económica en el país. Once años después, regresará con un negocio multimillonario que, según estimaciones de la prensa local, romperá todos los récords de recaudación para un evento deportivo en Argentina.

Los 20 millones de pesos (3,9 millones de dólares) que se esperan de taquilla duplicarán, por ejemplo, los 11 millones recaudados por la selección argentina de fútbol liderada por Lionel Messi en el último partido de eliminatorias jugado en Buenos Aires, indicó el diario "Clarín".

El combate entre Martínez y Murray cerrará un "show" de cinco horas de duración que constará de recitales de música, con las presentaciones del grupo Bajofondo, de Gustavo Santaolalla, y René Pérez, de Calle 13. Habrá además otras siete peleas de boxeo, entre las que destaca el duelo del argentino Luis Abregú ante el canadiense Antonin Decarie por el cetro Plata welter del CMB.

El ring se instalará en el campo de juego al aire libre, con un moderno sistema de techos para el caso de lluvia -muy probable según los pronósticos meteorológicos-, y tendrá una dimensión grande, a pedido de "Maravilla", para lucirse y cansar a Murray.

La dimensión de la pelea confirma el resurgimiento de un deporte de larga tradición en Argentina. Cuna de grandes figuras como Luis Ángel Firpo, Carlos Monzón, Nicolino Locche, Horacio Accavallo, Oscar "Ringo" Bonavena y Víctor Galíndez, entre otros, el boxeo ha formado parte de la cultura popular del país durante buena parte del siglo pasado. Pero en los últimos años su difusión fue perdiendo terreno, pese a la existencia de competidores de nivel.

El fenómeno de "Maravilla" Martínez, el hombre que el año pasado fue elegido el mejor deportista argentino por encima de Messi, vuelve a darle impulso a un deporte que aún se precia de haber sido el que más medallas brindó al país sudamericano en la historia de los Juegos Olímpicos.

Culto, inteligente y sensible, pero también provocador y prepotente cuando es necesario, "Maravilla" supo como cautivar más allá de los límites del boxeo.

"Me gustaría que dentro de 80 años me recordaran como un hombre que escribía bien", dijo recientemente el boxeador argentino, que tras la victoria ante Chávez Jr. lanzó el año pasado su libro "Corazón de rey".

Pero así como sorprende con su lado sensible, Martínez también entiende a la perfección los códigos del boxeo y no se guarda palabras a la hora de calentar la previa de un combate.

"Si me agrando en casas ajenas, imagínense en la mía. Me como el mundo", advirtió Martínez a Murray, ocho años menor y campeón interino de las 160 libras de la Asociación Mundial de Boxeo.

   "Murray aún no tiene la categoría que tengo yo, pero sé que tiene hambre de gloria brutal y eso lo hace peligrosísimo", concedió el argentino, que sin embargo aseguró que noqueará al inglés.

"Me siento rápido, potente, poderoso y más fuerte que nunca. Lo siento mucho por Ricky Hatton porque va a ver de rodillas a su pupilo", prometió "Maravilla", que tiene un récord de 50 triunfos (28 k.o.), dos derrotas y dos empates.

El británico no se quedó atrás en el desafío. "El sábado a la noche vamos a estar solos sobre el ring. Le voy a demostrar al mundo que yo estaba preparado para la pelea", alertó.

El combate comenzará aproximadamente a las 23:00 local del sábado (02:00 GMT del domingo) y podrá ser seguido también en Estados Unidos a través de HBO, emisora a la que está asociado el argentino. Aunque para "Maravilla", lo más importante será poder "ser profeta en su tierra".

Opiniones (0)
23 de febrero de 2018 | 02:53
1
ERROR
23 de febrero de 2018 | 02:53
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
    13 de Febrero de 2018
    El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
    París bajo la nieve
    7 de Febrero de 2018
    París bajo la nieve