Los alimentos orgánicos no son más nutritivos que los convencionales

Un estudio en Estados Unidos reveló que aunque sí reducen la exposición a pesticidas y bacterias resistentes, no aportan más vitaminas y nutrientes.

Los productos y la carne orgánicos no son mejores que los alimentos convencionales en lo que respecta a contenido de vitaminas y nutrientes, aunque sí reducen generalmente la exposición a pesticidas y bacterias resistentes a los antibióticos, según un estudio realizado en Estados Unidos.
 
"La gente elige comprar alimentos orgánicos por distintas razones. Una de ellas son los beneficios que perciben para la salud", indicó Crystal Smith-Spangler, quien lideró el equipo de investigadores de la Universidad de Stanford.
 
"Nuestros pacientes y nuestras familias nos preguntan, 'Bien, ¿hay razones relacionadas con la salud para elegir alimentos orgánicos en términos de contenido nutricional o resultados en la salud humana?'", añadió..
 
Los investigadores revisaron más de 200 estudios que compararon la salud de la gente que comió productos orgánicos y la que optó por los convencionales y más comúnmente, los niveles de nutrientes y contaminantes de los propios alimentos.
 
Entre los alimentos había frutas orgánicas y no orgánicas, verduras, cereales, carne, huevos de aves de corral y leche.
 
Según los estándares del Departamento de Agricultura de Estados Unidos, las granjas con productos orgánicos tienen que evitar el uso de pesticidas y fertilizantes sintéticos, hormonas y antibióticos. El ganado debe tener acceso a los pastos durante la temporada de pastoreo.
 
Muchos de los estudios utilizados, sin embargo, no especificaron sus estándares de lo que consideran alimentos "orgánicos", que pueden costar hasta dos veces más que los productos convencionales, escribieron los investigadores en Annals of Internal Medicine.
 
Smith-Spangler y sus compañeros de equipo encontraron que no había diferencia en la cantidad de vitaminas en productos de origen vegetal o animal producidos orgánica y convencionalmente, y que la única diferencia de nutrientes fue una cantidad ligeramente superior de fósforo en los productos orgánicos.
 
La leche orgánica y el pollo podrían también contener más ácidos grasos omega-3, pero esto estuvo basado en sólo unos pocos estudios.
 
La diferencia sí se notó en lo que a pesticidas se refiere: más de un tercio de los productos convencionales tenían residuos detectables de ese producto, comparado con el siete por ciento de las muestras de productos orgánicos.
 
Asimismo, el cerdo orgánico y el pollo tenían un 33% menos de probabilidades de portar bacterias resistentes a tres o más antibióticos que la carne producida de manera convencional.
 
Smith-Spangler le explicó a Reuters Health que no es frecuente que ni los productos orgánicos ni los convencionales excedan los límites permitidos de pesticidas, así que no está clara si la diferencia en cuanto a residuos podría tener un efecto en la salud.
 
Salvedades
De todos modos, otros especialistas indicaron que se requiere más investigación para explorar más a fondo el potencial para la salud y la seguridad y las diferencias entre productos orgánicos y convencionales.
 
En este marco, consiederaron que era prematuro decir que los productos orgánicos no eran más saludables que las versiones no orgánicas.
 
"Ahora mismo creo que todo está basado en pruebas anecdóticas", sostuvo Chensheng Lu, que estudia salud medioambiental en la Escuela de Salud Pública de Harvard, citada por Reuters.
Opiniones (0)
20 de agosto de 2018 | 19:33
1
ERROR
20 de agosto de 2018 | 19:33
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"