Detenidos por abortos en clínica "trucha"

Un vocero policial explicó que el procedimiento se realizó en una casa de dos plantas ubicada en la calle Mariano Fragueiro al 5100 del barrio Juan B. Justo de la ciudad de Córdoba, donde bajo un falso cartel de "verdulería y almacén" funcionaba ilegalmente una clínica. El Director de Investigaciones Criminales, Juan Carlos Santillán, precisó que las actuaciones comenzaron a labrarse el jueves por la noche cuando una denuncia telefónica alertó sobre una mujer que se había hecho un aborto.

Un vocero policial explicó que el procedimiento se realizó en una casa de dos plantas ubicada en la calle Mariano Fragueiro al 5100 del barrio Juan B. Justo de la ciudad de Córdoba, donde bajo un falso cartel de "verdulería y almacén" funcionaba ilegalmente una clínica.
 
El Director de Investigaciones Criminales, Juan Carlos Santillán, precisó que las actuaciones comenzaron a labrarse el jueves por la noche cuando una denuncia telefónica alertó sobre una mujer que se había hecho un aborto en ese lugar pero que no podía irse por carecer de dinero suficiente para pagar la intervención.
 
Un operativo fue montado en torno a la clínica, y en el cual miembros de la División Protección de las Personas se hicieron pasar por  familiares de la mujer y lograron rescatarla. Y tras esto se tramitó ante la fiscalía la autorización para allanar el inmueble.
 
El allanamiento se realizó cuando tres jóvenes de 16, 21 y 22 años estaban en una de las dependencias de la casa bajo los efectos de sedantes, mientras que otra chica de 18 permanecía en una habitación contigua, acondicionada para funcionar como un quirófano.
 
En esa oportunidad la Policía capturó al médico Antonio Dellisanti, de 48 años; a su esposa; a una empleada doméstica y a dos mujeres, madres de las jóvenes que esperaban ser atendidas.
 
Al momento del operativo el médico estaba por practicarle un aborto a una de las jóvenes, mientras que otras tres que aguardaban su turno fueron derivadas al Hospital Neonatal y no fueron imputadas, aunque igual deberán prestar su testimonio anet la Justicia.
 
Santillán agregó que en la casa se incautó medicación, una importante cantidad de dinero, tres armas de fuego y teléfonos celulares y aseguró que el fiscal Martín Bertone decidió imputar al médico Dellisanti por un aborto y tentativa de otros cuatro.
 
Por su parte, la esposa del profesional y la empleada doméstica fueron acusadas de ser partícipes necesarias, mientras que las madres de las dos jóvenes que esperaban para abortar quedaron imputadas como partícipes secundarias.

Fuente: infobae.com
Opiniones (0)
20 de abril de 2018 | 22:17
1
ERROR
20 de abril de 2018 | 22:17
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Aguas color Malbec
    17 de Abril de 2018
    Aguas color Malbec