Un cambio en el Gobierno que golpea a Moyano

La kirchnerista Liliana Korenfeld fue ascendida a superintendenta de Servicios de Salud, que control alas obras sociales y que era manejada por un hombre de buena relación con los gremios.

Beatriz Liliana Korenfeld, una kirchnerista santacruceña de la primera hora que ya dio sobradas muestras de lealtad, fue ascendida a superintendenta de Servicios de Salud, un cargo desde el cual tendrá bajo su órbita el control de las prepagas y las obras sociales. El cambio significa un nuevo golpe al camionero Hugo Moyano en medio de la relación cada vez más tensa entre el Gobierno y el jefe de la CGT.




Korenfeld es una kirchnerista pura. Ocupó distintos cargos en el gobierno de Santa Cruz, en distintas administraciones, y fue diputada nacional por esa provincia hasta el 10 de diciembre del año pasado. Cuando dejó su banca, asumió como interventora de la Caja de Servicios Sociales de Santa Cruz, pero renunció a ese cargo en apenas días cuando, en medio de una crisis por el choque entre policías y manifestantes en Santa Cruz, La Cámpora le hizo el vacío al gobierno de Daniel Peralta.




Poco después de su renuncia al gabinete santacruceño, la ex diputada fue designada gerenta general de la Superintendencia de Servicios de Salud, un cargo que estaba vacante y que le permitió supervisar todas las gerencias del organismo, que se encarga de controlar las obras sociales y las prepagas, incluidos los traspasos en las primeras y las cuotas de las segundas.




Pero hasta ahora Korenfeld tenía como jefe al superintendente, Ricardo Bellagio, un hombre de larga trayectoria en el sector y a quien se mencionaba ligado al sindicalista Luis Lingeri y, por esa vía, de muy buena relación con Moyano. Por lo menos hasta hace poco, Bellagio mantenía diálogo fluido con diversos sectores.




Según la agencia DyN, el saliente superintendente –que había asumido en agosto de 2009- había ofrecido su renuncia en distintas oportunidades. Korenfeld fue designada en su reemplazo a través del decreto 1008/2012, publicado hoy en el Boletín Oficial con las firmas de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina; y el ministro de Salud, Juan Manzur.




Además de quedar como máxima responsable del organismo encargado de controlas a las prepagas y obras sociales, la ex diputada mantendrá bajo su órbita el manejo de la caja de la Administración de Programas Especiales (APE), el organismo encargado de cubrir los gastos derivados de la cobertura de tratamientos médicos complejos y con el que varios gremios tienen históricos y millonarios reclamos.

Fuente: clarin.com
Opiniones (0)
27 de mayo de 2018 | 00:24
1
ERROR
27 de mayo de 2018 | 00:24
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"