Carrió admitió su acercamiento con López Murphy y el ARI explotó

La candidata presidencial Elisa Carrió reconoció hoy por primera vez que su deseo de concretar "una gran Coalición Cívica" incluye la posibilidad de que esté Ricardo López Murphy y de ese modo salió al cruce de las voces discordantes del ARI por esa eventual alianza.

La candidata presidencial Elisa Carrió reconoció hoy por primera vez que su deseo de concretar "una gran Coalición Cívica" incluye la posibilidad de que esté Ricardo López Murphy y de ese modo salió al cruce de las voces discordantes del ARI por esa eventual alianza.

"Mi única razón de permanencia en la política es el armado de una gran Coalición Cívica que saque al país de la corrupción y la injusticia, y esto incluye la posibilidad de que esté López Murphy", afirmó Carrió durante un debate con mujeres de la política en el Museo Roca, en Recoleta.

De todos modos, aclaró que López Murphy no será su compañero de fórmula, espacio para el que reservó a tres dirigentes: el diputado del ARI Adrián Pérez, el presidente del Partido Socialista, Rubén Giustiniani, y el ex titular del Banco Central Alfonso Prat Gay.

La fundadora del ARI intentó despegarse de su ex partido dijo que "sólo respondo a los intereses del pueblo y la Nación, y creo que el mundo que viene es el de una alianza de conductas".

"La conductas son más importantes que las ideologías y yo no pienso en términos ideológicos", indicó Carrió y señaló que López Murphy no está entre sus posibles compañeros de fórmula.

Reafirmó: "La candidata elige a su vicepresidente y hoy ese vice saldrá de una terna entre Adrián Pérez, Rubén Giustiniani y Gerardo Conte Grand, pero eso lo a va determinar definitivamente la Coalición Cívica".

Desde anoche, Carrió comenzó a enviar mensajes a los dirigentes del ARI al asegurar que ella es una "candidata libre".

Lo hizo luego de reunirse este lunes por la tarde con dirigentes de Recrear en su departamento de Santa Fe al 1500 en pleno centro porteño.

"No estoy afiliada a ningún partido, ni siquiera a ARI. Soy consciente del momento que está pasando el país", señaló Carrió al analizar las críticas que llovieron desde el partido que ella fundó cuando dejó trascender que podría sumar a la Coalición Cívica a López Murphy.

Insistió: "Voy a hacer todo para que la Coalición Cívica sea lo más amplia posible y el que no quiere puede no adherir a mi candidatura".

De ese modo, Carrió respondió -durante una entrevista a un canal de cable- a los dirigentes aristas que salieron a cuestionar su estrategia electoral.

La lista incluyó al titular del bloque de diputados del ARI, Eduardo Macaluse, a la legisladora Marta Maffei, al candidato a gobernador y presidente de la seccional bonaerense, Carlos Raimundi y la titular del partido, Elsa "Tata" Quiroz, quien hasta ahora fue su "mano derecha".

También expresó su descontento el diputado Leonardo Gorbacz del ARI de Tierra del Fuego, el único distrito provincial en el que ese partido se prepara para ser gobierno: "No me consta que esas negociaciones existan, lo que si está claro es que el ARI no tiene nada que ver con López Murphy ni con las ideas y los sectores que él representa".

"En lo personal -agregó Gorbacz- jamás apoyaría un proyecto nacional con partidos de derecha, porque mi concepción de la ética no sólo incluye el no robar, sino también el no legalizar el robo y el genocidio que constituye el modelo de concentración económica que esos sectores defienden".

Las conversaciones entre ambos espacios existen y son llevadas adelante por el diputado arista Adrián Pérez (ARI) y Bullrich, quienes desde hace meses trabajan de forma conjunta en denuncias por el caso Skanska.

En Recrear, el acercamiento entre Carrió y el ex ministro "no produjo las reacciones que ocasionó en el ARI", señaló el diputado y eventual compañero de fórmula de López Murphy, Esteban Bullrich en diálogo con la agencia Noticias Argentinas.

"Las especulaciones que puede hacer López Murphy nos tiene sin cuidado. Hemos resuelto orgánicamente como partido que no hay incorporación de López Murphy, porque representamos intereses totalmente distintos", subrayó Quiroz.

Enfatizó: "La democracia necesita de relaciones respetuosas. No de avasallamiento, no de superposiciones, injusticias, no de utilización de nombres y de personas y de otras fuerzas políticas con objetivos individuales".

También criticó la iniciativa el presidente del ARI bonaerense, Carlos Raimundi, quien consideró que "el partido no acompañaría esa alianza".
Opiniones (0)
19 de agosto de 2018 | 22:06
1
ERROR
19 de agosto de 2018 | 22:06
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"