El desafío de Windows ante la nueva realidad de la computación

Windows ya cumplió 25 años, pero no ha dejado de ser un componente clave para el futuro de Microsoft. El software generó ingresos por U$S19.000 millones en el último año fiscal y produjo una ganancia de U$S12.300 millones. ¿Pero el futuro?

Microsoft Corp. enfrenta el mayor reto en la historia de Windows, su buque insignia: un mundo donde los teléfonos celulares y las computadoras tipo tabletas realizan una buena parte de las tareas que antes era propiedad exclusiva de las computadoras personales (PC).

Windows ya cumplió 25 años, pero no ha dejado de ser un componente clave para el futuro de Microsoft. El software generó ingresos por U$S19.000 millones en el último año fiscal y produjo una ganancia de U$S12.300 millones, cerca de la mitad de la utilidad operativa. Sin embargo, los ingresos de Windows han caído en los dos últimos trimestres, informa hoy el diario The Wall Street Journal.

Entretanto, las ventas de teléfonos inteligentes que funcionan con el sistema operativo Android, de Google, y el iPhone de Apple se han disparado este año. Esto les concede a ambas más influencia sobre los desarrolladores.

A su vez, la demanda del iPad de Apple ha reducido las ventas de las portátiles, la mayoría de las cuales funciona con Windows. De acuerdo con la medición de un investigador, la participación de Windows en el mercado de PC en el último trimestre fue la más baja en dos décadas.

Microsoft atribuyó parte de la debilidad en las ventas de Windows a un cambio en la demanda de PC, puesto que los mercados emergentes como China, donde hay una alta incidencia de piratería, han adquirido más importancia.

Para más información entrar aquí.

Opiniones (0)
21 de febrero de 2018 | 11:17
1
ERROR
21 de febrero de 2018 | 11:17
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
    13 de Febrero de 2018
    El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
    París bajo la nieve
    7 de Febrero de 2018
    París bajo la nieve