En EEUU, las empresas pierden a su gallina de los huevos de oro

Tanto para inversionistas como ejecutivos, el reciente acuerdo para elevar el techo de la deuda fiscal de Estados Unidos significa el primer paso en una contracción del gasto que tendrá repercusiones en muchos sectores, incluyendo el tecnológico y el de defensa.

El gobierno de Estados Unidos solía ser el mejor cliente de algunas empresas del país: constante, con los bolsillos llenos y fiel a sus contratos. Ahora, la billetera tiene agujeros.

Tanto para inversionistas como ejecutivos, el reciente acuerdo para elevar el techo de la deuda fiscal de EE.UU. significa el primer paso en una contracción del gasto que tendrá repercusiones en muchos sectores, incluyendo el tecnológico y el de defensa, informa hoy el diario The Wall Street Journal.

La reducción de US$917.000 millones en gastos a lo largo de 10 años establecida para la primera fase del recorte presupuestal es solamente una fracción de los desembolsos adicionales del gobierno. Aún así, los ejecutivos se están preparando para un período de austeridad.

El año pasado, los contratistas recibieron un total de US$773.000 millones de negocios con el gobierno federal, según Deltek Inc. que asesora a las empresas que hacen negocios con el gobierno. Pero las compañías no deberían esperar que el Estado les provea "el ingreso del que disfrutaron durante la década pasada, cuando el gasto se disparó", advierte Ray Bjorklund, ejecutivo de Deltek.

"Los días en que el gobierno era una estupenda fuente de ingresos" y de crecimiento de ingresos están "en peligro", agregó.

Para más información entrar aquí.

Opiniones (0)
16 de julio de 2018 | 10:42
1
ERROR
16 de julio de 2018 | 10:42
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"