Leo Mattioli sabía que la muerte lo rondaba y lo reflejó en su música

El "león santafesino" fue dado por muerto varias veces y otras cuantas estuvo al borde de partir, pero este mediodía finalmente su cuerpo no resistió más. Hasta en la letra de sus canciones pidió más vida, pero la muerte se lo llevó.

Leonardo Guillermo Mattioli nació en el año 1972, en la provincia de Santa Fe y desde pequeño se mostraba interesado en la música. A los 20 años de edad se incorporó como cantante en el "Grupo Trinidad", con quienes alcanzó rápidamente la fama y reconocimiento.

Su estilo romántico siempre fue característico y lo acompañó hasta el último día. Participó en 6 trabajos discográficos junto al "Grupo Trinidad", y también produjo 2 compilados.

En 1999, Leo inicia su carrera como solista, misma época en que se encontró por primera vez cara a cara con la muerte al regresar de un concierto. El 15 de Enero de 2000, mientras regresaban de una gira, en el norte santafecino, sufrió un terrible accidente en el que perdieron la vida el tecladista, Sergio Reyes, y el acordeonista, Darío Bevegni. Leo estuvo en estado crítico.

En sus disco, Mattioli mostró claramente lo que le tocó viviar, lo bueno y lo malo, pero siempre enfocado en el romanticismo que lo hizo popular entre las chicas.

A fines de 2003, sse enfrenta nuevamente a problemas de salud y tuvo que quedar en reposo absoluto mientras se editaba su nuevo disco, llamado "Sin Palabras". Sin embargo, nuevamente se levanta y vuelve a los escenarios.

En abril de 2004, sale al mercado "Vivito y cantando", un álbum que hace una clara referencia a todos sus problemas. Varios órganos de su cuerpo estaban dañados y las neumonías, sumadas a las insuficiencias cardiacas, lo llevaron a estar en 2006 nuevamente en peligro, pero volvió a salir adelante.

En 2009 estuvo en su momento más crítico, donde producto de una neumonío terminó en un coma farmacológico y conectado un respirador artificial. Sin embargo, y como su historia de vida lo marcaba, volvió a salir de esa situación para volver a los escenarios.

Hoy, a las 12.07, su cuerpo no pudo más y dejó de existir la voz más romántica de la cumbia.

En su canción Le Pido a Dios pidió más vida, pero finalmente la muerte ganó la pelea.

"Cómo hago para explicarles, doctor, si son tan pequeños. Cómo hago para explicarles que quizás se queden solos con su madre. Esa gota de sangre que salió de mi boca no era un caramelo, esta puta enfermedad que me está consumiendo por dentro hace tiempo", dice la letra donde pedía por más tiempo con sus hijos. Leo sentía que la muerte lo rondaba.

 

En el programa Vidas Paralelas de América contó sus momentos felices y también los tristes

 

Opiniones (0)
27 de mayo de 2018 | 16:19
1
ERROR
27 de mayo de 2018 | 16:19
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"