El Gobierno pidió arrestar a directivos de Shell

La medida no tiene precendentes en nuestro país y el pedido lo hizo ante la justicia Guillermo Moreno, el secretario de Comercio Interior, el personaje más polémico de los últimos tiempos.

Esta es la denuncia número 27 que el gobierno nacional hace contra la petrolera. 

En Shell no harán declaraciones al respecto.

El gobierno nacional presentó una denuncia ante la justicia para arrestar a las autoridades de la petrolera Shell por no cumplir con la ley de abastecimiento de combustibles.

La denuncia es inédita en la historia del país y lleva la firma de uno de los funcionarios más polémicos de la administración Kirchner, Guillermo Moreno.

El argumento del gobierno es que Shell violó la ley de abastecimiento sancionada en 1974, que prevé penas de hasta cuatro años de prisión, pero algunos constitucionalistas aseguran que es dudosa.

A pesar de esto, la causa avanza en los tribunales. El juez en lo penal económico Marcelo Aguinsky ordenó citar a Moreno para que ratifique su denuncia esta semana. El juez cree que la ley está vigente y abrió un juicio correccional que podría terminar con el presidente de Shell en la cárcel.

Se supo que la empresa ya está al tanto de esta denuncia, pero no hará declaraciones por el momento, dijo un vocero de la compañía. En el Ministerio de Economía también optaron por el silencio. 

Hoy Shell es la segunda petrolera privada del mundo, con oficinas en 130 países y 108.000 empleados.

Antecedentes

Esta denuncia no es la primera medida de Moreno contra la empresa, ya que presentó 27 denuncias contra la petrolera. Primero le aplicó las multas más altas que le permitía la ley: varias sanciones de un millón de pesos. No conforme, decidió que la desobediencia merecía una pena más grave y, como él no tenía atribuciones para disponer detenciones, les pidió a los jueces que determinaran "la procedencia de la aplicación de las sanciones previstas en el artículo 5 incisos b) y j) de la ley 20.680", relataron tres funcionarios judiciales.

El inciso b) prevé una pena de "arresto de hasta 90 días". El j) establece que, "en caso de que los hechos adquieran por su naturaleza o por sus consecuencias especial gravedad (...) se aplicará pena de prisión de seis meses a cuatro años".

Shell contraatacó: presentó un amparo para que el Gobierno se abstuviera de seguir aplicándole la ley de abastecimiento. Según la empresa, existe una actitud "arbitraria" de persecución contra ella. Este amparo será resuelto en los próximos días, adelantaron fuentes judiciales.

 

Opiniones (3)
19 de agosto de 2018 | 18:40
4
ERROR
19 de agosto de 2018 | 18:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Realmente creo que la nota es bastante explicativa, ahora mi pregunta, ¿Realmente el gobierno podrá contra el poder de este tipo de empresas?, ¿Esto se llevará a cabo?, o como siempre terminará como si no hubiera pasado nada, poniendo unos cuantos pesitos por parte del poder de la petroleras
    3
  2. SÓLO ÉSO
    2
  3. Les recomienden que lean la nota de Joaquin Morales Sola, de hoy en La Nacion
    1