"Los aparatos partidarios no interpretan lo que la gente pide"

Luego de renunciar a la candidatura a vicegobernadora por la Concertación, Patricia Gutiérrez rompió el silencio en MDZ on line. Aseguró que si Cobos es electo vicepresidente, se irá con él a Buenos Aires. Y que no aceptaría un cargo en un potencial gobierno de César Biffi.

“Disculpame. ¿Vos sos Patricia Gutiérrez?. Que pena que te hayas bajado, porque ahora a Biffi no lo voy a votar por haber puesto a Thomas”. La frase de la joven mujer que se acercó hasta la subsecretaria de Servicios Públicos le sacó una sonrisa a la “Negra”, la funcionaria que iba a ser la candidata a vicegobernadora por la Concertación hasta que la “corporación”, como ella misma la definió, la sacó del medio para ubicar en ese lugar al peronista Enrique Thomas.

Patricia Gutiérrez reconoce que es un caso raro en un ambiente machista. “La gente me toma como apolítica o como si no fuera de la política, y hace 25 años que milito en la política”, dice la misma mujer que en setiembre de 1994, cuando era concejal radical en Las Heras, denunció a sus pares por irregularidades en el cobro de las dietas del Concejo Deliberante.

Pasaron casi 13 años de aquel hecho, y Gutiérrez no cambia su discurso contra la corporación. Esa palabra fue la que sonó más fuerte en la carta que le envió al gobernador Julio Cobos cuando decidió bajarse de la fórmula que integraba con César Biffi.

¿Cómo estás después de tu renuncia?
Bien, muy tranquila porque era una decisión bastante pensada. Fue una cosa que se manejó muy mediaticamente y entonces ejercía una presión muy importante. Cuando uno sale en los titulares o se va manejando en los medios todos los días, se generan presiones que a veces está dispuesta a aceptar y a veces no.

¿Lo tomás como derrota?
No, para nada.

¿O una victoria?
(Se toma algunos segundos antes de responder) Ya el hecho de que pensaran que podía ser, es una victoria. Estoy muy tranquila. No he estado para nada mal, aparte creo sinceramente en los procesos. Estamos en un proceso del que yo quiero formar parte, desde el lugar que me toque.

¿Cobos te apoyó hasta el último momento?
Sí.

¿Entonces la derrota fue de Cobos?
No… (otra vez piensa su respuesta). Desde lo personal me parece muy bueno que alguien pensara que podía ser. Desde el principio se supo que era difícil. Con distintas visiones de cómo se construye, triunfa una visión. El tiempo dirá cuál es la correcta. Yo en lo personal estoy bien.

¿No te prometieron nada a cambio de renunciar a la candidatura?
No, yo no funciono de esa manera. Todos tienen la misma concepción de cómo es esto. El comentario de la prensa era ‘Más se demoran, más caro va a salir bajarla’. Yo no funciono de esa manera.

Entonces no aceptarías un cargo en una potencial gestión de Biffi
No, ya dije que no. A él (Biffi) se lo dije. No corresponde, yo era candidata a vicegobernadora y en eso estoy con Cobos: serás lo que debas ser o no serás nada.

¿Por qué decidiste bajarte de la fórmula?
Porque yo creo que hay dos conceptos distintos de cómo construir: uno es el concepto de cómo se construye la Concertación  de Cobos, y otro es el de la mesa negociadora en general, que tiene que ver más con acuerdos de estructura que con la elección de cierto tipo de personas.
Eso estaba planteado desde un principio, y me parecía que venía triunfando la decisión de aquellos que defienden a las estructuras, a los cuales obviamente el perfil mío no terminaba de cerrar porque no vengo de una estructura. Es más, no creo mucho en las estructuras partidarias. Creo todo lo contrario, que las estructuras han sido bastantes nocivas para el funcionamiento político en general.

¿Y cómo explicás que hayás sobrevivido a la política a pesar de eso?
Es una cosa bastante rara. La gente me toma como apolítica o como si no fuera de la política, y hace 25 años que milito en la política. Yo creo que fue la conducta la que me ha mantenido, soy una tipa bastante coherente. He tratado de estar siempre en un mismo tipo de proyecto, me he mantenido en eso, y eso es lo que me ha permitido sobrevivir.

¿Te sorprendió cuando el Gobernador te invitó a formar parte de la fórmula?
Sí, me sorprendió. Cobos siempre me sorprendió. También me sorprendió cuando me invitó a formar parte de la gestión. Si hacemos un poco de memoria yo me había ido hace muchos años del radicalismo, y nunca volví a la UCR. No me imaginaba que un gobierno radical me convocara a formar parte de una gestión.
Creo que Cobos fue audaz, porque me convocó al lugar (Dirección de Vías y Medios de Transporte) por el cual se había ido como ministro. Entonces que convocara a un extrapartidario a tratar de solucionar lo que fue el tema de los primeros años de gestión también me sorprendió.

¿No te habrá bajado la ‘corporación’ por miedo a lo que podrías hacer en la Legislatura?
No creo. No he querido hablar mucho de este tema, es más, me llamé a silencio. Pero cada uno sabrá los motivos por los cuales quería un candidato u otro. El tema es que son distintos conceptos de cómo se construye, hay distintas visiones y no sé cuál es la acertada porque no digo que la tenga yo.

Pero los conceptos que manejás no son los mismos que los del establishment político
Puede ser, pero habría que preguntarle a quienes más se oponían.

¿Sos cobista?
Ahora sí soy cobista, antes no lo era. Me parece que es una persona muy interesante Cobos, y muy valiente. Convocarme a mí a manejar este tema demuestra un grado de intrepidez no usual en la política. Ofrecerme a ser la candidata a vicegobernadora y defenderme durante mucho tiempo es mucho más intrépido.
Uno viene con una historia previa que tiene que ver con el tema legislativo, con denuncias. Convocarte y decirte que ‘a mi me parece que podés cuadrar en el perfil para manejar la Legislatura’, es una apuesta fuerte, no fue una decisión simple. No era cualquier persona yendo a la vicegobernación.

¿Pensás que está bien rodeado Cobos? Porque dirigentes como Jaliff y Cornejo, que son los que más se opusieron a tu candidatura, son los más cercanos al Gobernador
No sé si son los que están más cercanos. Hay una mesa política, pero yo también me siento muy cercana al Gobernador. También están a (Laura) Montero, (Francisco) Morandini, (Amalia) Monserrat, un montón de gente con la que quizás tiene más feeling personal. Este es uno de los problemas de la estructura: muchas veces terminás armando con lo que querés y con la estructura.

Al Gobernador le han pedido que, si es electo vicepresidente, te lleve al gobierno nacional. ¿Cobos te ha dado alguna señal en ese sentido?
Cobos me ha dicho que me quiere en su equipo, y yo le dije que sí. Él tiene como vicepresidente una oportunidad histórica de construir algo distinto.

Entonces te vas a Buenos Aires
Y... sí. Mis hijos están haciendo una colecta para que me vaya (risas). Están deseando irse a vivir solos pero sin cambiarse de casa.

¿Qué rol te imaginás cumpliendo en el gobierno nacional?
No hemos hablado de cargos, pero tengo un perfil más ejecutivo que otra cosa. Los ejecutivos son más divertidos. Uno hace y se ve. Los legislativos necesitan una capacidad de sentarse, escuchar, hablar, consensuar y yo tengo poca paciencia.

La Corporación
¿Por qué pensás que Cobos te eligió y te defendió en la fórmula?
Cobos es una persona muy particular. Él lo ha dicho muchas veces que es un tipo de grandes oportunidades, que llega prácticamente fuera de la política porque no es un típico militante y que tiene un feeling muy especial con el sentir de la gente. Creo que eso es lo que quiso trasladar en la fórmula, dejar de herencia
Hay distintas visiones, yo comparto más la visión de Cobos. Me he sentido muy acompañada en ese sentido, muy interpretada en la forma en la que el tipo se maneja. Con aciertos y con errores. Que me traigan uno que es perfecto y solucione todos los problemas, y no necesitamos más gobierno.

¿Qué es la corporación?
Hay frases que a la prensa se le pasan. Voy a citar una frase de (Guillermo) Amstutz, que tengo entendido le dan bien las encuestas: ‘No voy a internas en Las Heras porque nadie le gana una interna a un intendente’. Entonces las internas no tienen que ver con lo que la gente quiere. Es como que los aparatos partidarios no interpretan realmente lo que la gente está pidiendo. Y en realidad para qué están los políticos si no para interpretar lo que la gente quiere.

¿Esto quiere decir que no estallaste porque tampoco es posible tener razón frente a la corporación?
No, yo creo que es un proceso y que los cambios se van dando. Muchas veces uno es más ansioso que otro para los cambios, pero los cambios se van dando.

¿Y cuál es el próximo paso?
Hay tipos que no representan a la corporación... bueno, Cobos llegó a la Gobernación y probablemente llegue a vicepresidente. La gente cada día, si analizás las elecciones, está votando cambios, está votando figuras distintas. La gente ha iniciado un proceso de cambio que en algún momento va a llegar.

Pero ahora no hay ningún Cobos y los candidatos son Biffi, Jaque, Iglesias, Jaliff, Pardal, Amstutz… todos de la 'corporación'.
Sí, son personas que vienen de muchos años.

¿Entonces no es un paso para atrás en ese proceso?
Bueno, es que los avances siempre son avances y retrocesos. Nunca es una carrera donde uno siempre va para adelante, a veces das un paso para atrás. Hay casos como Macri representa lo nuevo, no es lo nuevo que yo comparto. El caso del ARI en Tierra del Fuego también
En Mendoza se han ido dando casos, pero no han tenido éxito. Giordano, Leiva… la gente está mirando otras opciones. Es un proceso que termina definiendo la gente.

¿Por qué no tuvieron éxito?
Quizás el error es que las opciones que han aparecido como nuevas no han sabido solidificarse como una opción real de poder. También se percibe cuando atrás no tenés una equipo para gobernar, en eso también hay que hacer un mea culpa. Yo he estado en partidos chicos como el ARI… también hay un defecto propio de no convocar a un montón de gente que estaría dispuesta a participar de un proyecto distinto.
Yo me he ido muchas veces, y al revés de todos en 2002, cuando pedían que se vayan todos, yo volví con el ARI. Hay mucha gente que piensa igual. Incluso en los partidos tradicionales hay mucha gente que estaría dispuesta o que piensa que hay que cambiar las cosas. Esto hay que pelearlo desde adentro.

Pero no te fue muy bien esta vez
No me ha ido mal, no creo que me haya ido mal.

¿Por qué decís que no te ha ido mal?
Porque la gente se para (a saludarme). Eso también es importante porque la gente está viendo que existe la posibilidad de distintas opciones.
Ahora hay que empezar a juntarse con los que piensan igual, armar estructuras diferentes, y transmitírselas a la gente. Una golondrina no hace verano. El desafío de los que pensamos iguales es juntarnos, algo que no es sencillo.

Su plan para la Legislatura
¿Tenías algún plan por si eras electa vicegobernadora?
Si, tenía un plan. La Legislatura debe volver a ocupar el rol que le corresponde y tratar los temas fundacionales de la provincia, y no las urgencias porque para eso está el Ejecutivo. Está bien que la Legislatura controle al Ejecutivo y es un rol indelegable. Pero aparte tiene que dedicarse, ella que tiene tiempo, a tratar los temas fundamentales, lo que hay que hacer.

¿Cuáles son esos temas fundamentales?
Creo que la política necesita una serie de reformas muy importantes. Cuando me ofrecieron la candidatura a vicegobernadora me pareció interesante desde ese lugar. Creo que está muy desdibujado el rol del vicegobernador y el rol de los legisladores.
En realidad, venimos hablando desde hace 10 años de la reforma administrativa, de la reforma política. Como que el Ejecutivo tendría que proponer este tipo de reformas. Y yo pienso al revés. Los que hemos participados en ejecutivos sabemos que es un lugar de la inmediatez, es como ir atajando penales todo el tiempo. Tenés problemas nuevos todos los días, es como demasiado acelerado y generalmente no te permite sentarte con la tranquilidad a pensar en las reformas estructurales.
Me parece que los legislativos, que es el lugar donde están representados o deberían estar representados todos el conjunto de la sociedad, o sea los del oficialismo, los de la oposición, los de la minoría, es donde seriamente se tendrían que poner a discutir las grandes reformas que necesita la Provincia desde lo administrativo, y es urgente.

¿Ese plan que tenías para la Legislatura es trasladable al Congreso?
Yo creo que sí, no voy a hablar de lo que no conozco mucho pero los problemas deben ser muy similares a los que tiene la provincia. Se podría gestionar desde el Senado de la Nación proyectos para mejorar la calidad institucional de este país.

¿Si hubieras sido electa vicegobernadora, hubieses sacado a los ‘ñoquis’ de la Legislatura de Mendoza?
Sí.

Algo semejante lo podés hacer en el Congreso.
Sí. No conozco el Congreso de la Nación, pero seguramente debe tener alguno de los males propios de los legislativos.

La Concertación
¿No te parece que hay una confusión tremenda en Mendoza?
Sí, creo que la gente no está entendiendo mucho lo que pasa, pero me parece que es un proceso que empieza en 2001 con el desgaste de las estructuras tradicionales.
En Mendoza se está dando una cosa muy rara: el PJ por un lado, la UCR por otro, el PJ y la UCR juntos, la posibilidad que no es descabellada de que haya algo del PD con lo que es la clásica UCR juntos. Me parece que es un proceso de atomización de las estructuras, donde tendrán que surgir a la larga nuevas estructuras que representen nuevas organizaciones.

¿El fin de los partidos políticos?
Sí, de los partidos políticos como los conocemos. Creo más en los partidos de cuadros, gente que piensa igual que se prepara para gobernar. No del partido de punteros, si del partido de cuadros.
En el PJ entra Kirchner y Menem, entra la derecha, la izquierda, el centro. Cuando decís soy justicialista, ¿qué soy? Cuando decís soy radical y entra López Murphy y gente mucho más cercana al socialismo. ¿Qué soy? Son tan grandes que entra todo. No son partidos que tienen una idea conceptual fija.

¿Cómo lo ves a Cobos manejando el Congreso?
Bien, es una persona muy intuitiva, me parece que es muy buen tipo.

¿Qué opinás de los Kirchner?
Kirchner está apostando por algo distinto, y creo que ella más. Una tipa que luchó muy fuerte contra Menem, que tiene una formación bastante interesante y que como es mujer le ponen todos los adjetivos: histérica, mala, si se pinta o no se pinta. Todas esas cosas que son importantes cuando la candidata es mujer y no cuando es hombre.
Opiniones (12)
24 de febrero de 2018 | 23:24
13
ERROR
24 de febrero de 2018 | 23:24
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. parece que todos somos lo mismo cuando leo los comentarios, y veo que a pesar de ser los mismos en gran parte lapidarios ahcioa la presona de Gutierrez, veo una diferencia que no es menor, AUN PARA LOS MISMOS DETRACTORES, (cuantos de los firmantes habran votado a Menem), y no hay duda sobre la honestidad de la ex candidata, nadie dice nada, cuantos politicos podran pasar esta p`rueba que los detractores hagan un respeturosdo sielncio sobre la honestidad de algun Parece entonces que no otodos son lo mismo y no sera importante que empecemos a ven que es asi no todos son iguales. Quizas la breonca de la critica y la frustracion deje pasar alguna esperanza de que podemos vivir algo diferente. no es poca cosa
    12
  2. Perdon, pero pasemos en limpio esto: "Aseguró que si Cobos es electo vicepresidente, se irá con él a Buenos Aires". Osea que no se bajó gratis... va en busca de un despacho con un baño igualito al de Micelli... Por caso, Gutierrez como Secretaria de Vias y Medios de Transporte, mejoró en algún aspecto este servicio???? God save the Republic
    11
  3. Me gusta la forma en la que esta hecha la nota, sigan así. Ahora el titulo es bien Mdzol , vamos a mostrar lo que la gente pide no. Saludos
    10
  4. Patricia ,si te vas a Buenos Aires con Julito,hacenos un favor a todos los mendocinos.Llevate a TODS.Mendoza te lo agradecera. Todos ustedes señores politicos de este gobierno han desilucionado a la gente. Oh y no te olvides de llevarte a Cornejo antes que nos sigan matando a todos. Buen Viaje!!
    9
  5. La negra gutierrez critica a los aparatos y arregla un carguito con Cobos que arreglo con el mayor aparato de poder que existe hoy que es el Kirchnerismo.
    8
  6. No tenes ideologìa polìtica solo obedeces a tus intereses, igual que Cobos, van para donde sopla el viento sea cual sea el destino, decir que los Kirchner son la nueva politica es o ser muy ingenua (cosa que no creo) o creernos muy estùpidos, es decir subestimar al pueblo, sacate la careta Patricia, y deci publicamente lo que todo el mundo que piensa sabe, Kirchner lo ùnico que tiene de nuevo es el haber llevado casi a la perfecciòn, la corrupciòn, el autoritarismo, y la inutilidad. En un futuro no muy lejano ya acomodada en otro espacio polìtico te vamos a escuchar criticar todo lo que hoy apoyas.
    7
  7. No coincido con lo que dice la Sra Patricia Gutierrez. Quienes no interpretan lo que la gente pide son los funcionarios responsables de gobernar. Los partidos políticos son solo instrumentos que algunos utilizan para satisfacer sus aspiraciones. Creo que si defendemos la verdadera razón para la cual fueron creados los partidos polìticos, encontarremos un lugar de elaboración de propuestas, de participación democrática y de sincera concertación social. Lo de Cobos, Amtutz, Pardal, se parece a aquello de Chacho Alvarez, Meijide, De La Rua, etc.. Sra Gutierrez, recupere los partidos políticos, comienze a interpretar a la gente y termine con los arreglos entre dirigentes a espaldas de la gente.
    6
  8. El que mas miedo tenia era Jaliff, debe tener 1000 ñoquis en la legislatura
    5
  9. Es verdad que los aparatos partidarios no representan a nadie, o mejor dicho se representan a ellos, los politicos, nuncan van a dejar llegar a alguien que no piense como ellos, o que no defienda el curro de ellos
    4
  10. La bajaron porque tenian miedo de que armara lio con los noquis y dejara mal parado a Jaliff. No me parece bien que se vaya al senado con Cobos. Creo que la rebaja como politica.
    3
En Imágenes
El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
13 de Febrero de 2018
El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
París bajo la nieve
7 de Febrero de 2018
París bajo la nieve