El Gobierno volvió a acusar a Washington

El jefe de Gabinete deslizó sospechas sobre la "independencia" en la investigación por el maletín.

El Gobierno nacional volvió hoy a cargar contra Estados Unidos, al que acusó de llevar adelante una "formidable trampa procesal" para evitar la extradición de Guido Antonini Wilson, investigado en la Argentina luego de que intentara ingresar al país 800 mil dólares sin declarar.

Así lo sostuvo el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, quien además deslizó sospechas sobre la "independencia" de los fiscales estadounidenses, uno de los cuales, Thomas Mulvihill, difundió información que relaciona ese dinero con la campaña presidencial argentina.

"Es muy difícil creer que haya una acción independiente de la Justicia americana, fundamentalmente porque es una acción de fiscales y los fiscales no actúan con independencia en los Estados Unidos", evaluó Fernández, quien acusó a Washington de "evitar" que el venezolano-estadounidense comparezca ante la Justicia argentina.

"A nosotros sólo nos queda molestarnos porque lo que se hizo fue una formidable trampa procesal para evitar que Antonini Wilson venga", sostuvo el funcionario en declaraciones radiales.

En ese marco, el jefe de ministros subrayó que el episodio fue detectado por las autoridades argentinas y destacó que "la investigación avanzó y se reclamó la extradición de Antonini Wilson para poder saber cuál era el origen y el destino de esos fondos, y Estados Unidos sistemáticamente se negó a enviarlo".

Fernández calificó de "singular construcción" la pesquisa que se lleva adelante en el país del norte y advirtió que los fiscales de Estados Unidos "no están investigando ni el origen ni el destino del dinero, sino que están preocupados por lo que ellos llaman el ingreso al país de agentes de otras potencias sin que informen de esa condición".

Se refirió así a los tres venezolanos y el uruguayo arrestados en Miami, acusados de actuar como agentes de Venezuela para encubrir los hechos protagonizados por Antonini Wilson.

"Convierten a Antonini Wilson en una víctima de una extorsión que permite detectar la presencia de agentes extranjeros en el país. Se ha convertido en un testigo privilegiado, con lo cual difícilmente lo manden a la Argentina", evaluó el funcionario. Para el jefe de Gabinete, el gobierno de George W. Bush "ha mostrado permanentemente su desdén y desatención por América latina y además de no prestarle atención se ha enojado con algunos de sus países, fundamentalmente con Venezuela".

En ese marco, el representante del Gobierno nacional consideró que la semana última representó un momento "complejo" para "la lógica norteamericana", luego de la creación del Banco del Sur, el reconocimiento de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner a su par venezolano, Hugo Chávez, y el reclamo por la rehén de las FARC Ingrid Betancourt.

Las sospechas que vinculan el maletín con 800.000 dólares de Antonini Wilson con la campaña presidencial del oficialismo surgieron tras la detención de cuatro personas, acusadas de actuar en Miami como agentes de Venezuela para encubrir los hechos.

Ellos son los venezolanos Moisés Maiónica, Franklin Durán, Carlos Kauffmann y el uruguayo Rodolfo Edgardo Wanseele.

En su declaración, Durán dijo que el dinero era para la campaña de Cristina Kirchner, confirmó la Fiscalía Federal en Miami.

Conocida esa información, la presidenta Cristina Kirchner habló de "operaciones basura" y relacionó a Washington con "el basural de las relaciones internacionales", por lo que la diplomacia estadounidense salió a aclarar que las relaciones bilaterales son "sólidas" y subrayó que "los fiscales federales trabajan en forma independiente para hacer cumplir las leyes" de su país.
Opiniones (0)
22 de julio de 2018 | 12:15
1
ERROR
22 de julio de 2018 | 12:15
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"