Gran perlita: el protocolo o el show (dos pájaros de un tiro)

Celso Jaque asumirá el 9 de diciembre y no el 10, en coincidencia con el show de Joaquín Sabina y Joan Manuel Serrat en el Estadio. Los rumores indican que hay muchos dirigentes que no quieren perderse nada, ni la llegada del malargüino, ni la de Cristina en Buenos Aires, ni mucho menos el gran evento de los cantautores españoles. Sugerencias para no perderse nada.

El acto de asunción de Celso Jaque está generando algunas pequeñas disputas. En especial por parte de algunos de los aspirantes a funcionarios y de algunos de los futuros ex funcionarios. El gobernador electo ha decidido asumir finalmente el 9 de diciembre, cuando en realidad, le hubiera correspondido asumir el día siguiente, es decir el 10. Tal decisión está fundada en otra asunción: la de Julio Cobos como vicepresidente. En efecto,Cristina Fernández de Kirchner recibirá el bastón y la banda de parte de su marido Néstor el lunes 10 de diciembre, acto en el que asumirá también el gobernador saliente. 

Lo cierto es que por estas horas los preparativos están a full para que ningún detalle de tan magna fiesta cívica quede librado al azar. Es más, hasta los organizadores habrían pensado que ese domingo 9, al atardecer, se realizaría una puesta magnífica en las escalinatas de la Casa de Gobierno, con invitados especiales, fuegos de artificio y unas cuantas sopresas más. “En definitiva –dicen allegados a los allegados de la organización- se trata de la fiesta por el retorno del peronismo al poder, viejo. No podemos andarnos con chiquitas… Además, ya vamos a tener tiempo para preocuparnos cuando el Celso sea efectivamente gobernador. Hasta ese día, vamos a seguir festejando una elección histórica”, confiesan los jaquistas.

Hasta aquí todo perfecto, sin embargo, nadie había caído en la cuenta que ese día y probablemente para las mismas horas, se presenta en Mendoza el show que más atracción ha generado en los últimos años: Joaquín Sabina y Joan Manuel Serrat, quienes con su gira Dos pájaros de un tiro, tocarán en el escenario del estadio Malvinas Argentinas. Recordemos el fervor que se generó con la venta anticipada, desbordando todos los puestos de venta y agotando, en pocas horas, el stock de ubicaciones previstas para la función, después de varias horas de cola.

Así y ante la coincidencia, se han despertado diversas reacciones. En primer lugar, la de algunos operadores, asesores comunicacionales y mete cuchara de los que nunca faltan que no desean que la asunción del gobernador tenga que “competir” con un espectáculo de la magnitud y la calidad del de los cantautores españoles. Creen, con razón, que la llegada de Jaque quedará opacada ante el despliegue y la atención mediática que producirán los artistas.

Luego, está la reacción de los funcionarios con ansias de asumir y otros que todavía andan con el dolor de partir a cuestas. Muchos de ellos tienen, como miles de mendocinos desde hace unos cuantos meses, su valioso ticket para ver el show y no quieren ni andar a las corridas, ni tener que perderse la también histórica reunión del Nano y Joaquín. Se trata, tanto de radicales salientes como de peronistas entrantes, de políticos pragmáticos que ponen prioridades cuando de actuar se trata. Además, y aunque nunca lo confiensen en público, si les dan a elegir…

Sin embargo, y más allá del lado frívolo de la cuestión, existe un costado más que atendible, especialmente en lo que hace al operativo de seguridad que será necesario tanto para una cosa como para otra. Considerando que la situación no está de la mejor manera en la provincia, tal vez –especulan- si se atienden ambos eventos, la prestación del servicio policial en el Gran Mendoza, al menos durante esas horas, podría verse disminuida…

Por ello, y en virtud del intríngulis que hoy parece paralizar a los que deben tomar decisiones, desde aquí les enviamos algunas sugerencias para no desesperar:

1) Mantener el cronograma original. Es decir, asunción de gobernador el 9 (en coincidencia con Serrat-Sabina) y la presidencial el 10 (puesto que esto ya está confirmado y es inamovible).

2) Desdoblar las actividades, concentrando lo protocolar y oficial de la asunción en la mañana (puede ser de 10 a 13) y dejar el show, previsto para la tarde-noche, tal cual está previsto.

3) Disfrutar de la renovación institucional y la asunción de un nuevo gobernador electo por el voto popular, y tras la siesta de rigor, ser testigos del que todos especulan será el show del año en Mendoza.

4) Partir en comitiva todos aquellos que deseen estar junto a Cristina en su asunción en Buenos Aires.

Así, nadie se perderá nada y todos podrán hacer todo lo que deseen hacer. Claro está, todo esto, siempre y cuando el gobernador electo esté de acuerdo. No será la primera vez que con un menú de opciones que aparece como impecable, el jefe máximo baja el pulgar, y con él, las ilusiones de de muchos de sus seguidores de un solo saque. Celso, dale, ponele onda, con esmero y buena voluntad podés matar dos pájaros de un tiro.
Opiniones (1)
24 de mayo de 2018 | 13:18
2
ERROR
24 de mayo de 2018 | 13:18
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. y si no iban a tardar en ponerse un poquito amarillos una pena. Mdz oil
    1