Argentina y Brasil se unen para explotar petróleo

Brasil le abrió las puertas a la Argentina para participar de la explotación petrolera como proveedor, a través de la producción de equipos, cuyo financiamiento estará en manos del Gobierno de Lula Da Silva. El acuerdo fue anunciado hoy por los ministros de Producción de ambos países.

Argentina podrá participar en la explotación petrolera en Brasil mediante la producción de equipos, con créditos ofrecidos por el Gobierno brasileño, anunció hoy el ministro de Desarrollo, Industria y Comercio Exterior, Miguel Jorge.

"Argentina tiene una tradición importante (en la industria) y gran capacidad (de producción) tanto en grandes equipos como en el suministro de partes y componentes para la industria", señaló Jorge en una rueda de prensa junto a la ministra de Producción de Argentina, Débora Giorgi, con quien se reunió hoy en Sao Paulo.

La financiación para las empresas argentinas del sector se haría por medio de créditos del estatal Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES), principal institución de fomento de Brasil.

Giorgi comentó al respecto que Argentina "quiere formar parte de las cadenas de proveedores" y apuntó que su país tiene "capacidad y experiencia" para participar en el suministro de equipos utilizados en la explotación de plataformas petroleras.

Brasil hará en los próximos años grandes inversiones en la exploración de los yacimientos de crudo del presal, un horizonte geológico bajo el lecho marino del Atlántico, donde las reservas calculadas hasta ahora son de entre 50.000 y 80.000 millones de barriles.

"Definimos hoy que la integración productiva será parte de la pauta prioritaria de los dos ministerios", apuntó Jorge.

Los ministros se reunieron hoy en Sao Paulo para evaluar la evolución del comercio bilateral en los últimos meses y revisar los alcances de los acuerdos establecidos en diferentes sectores de la economía.

El ministro brasileño recordó que "a pesar de la crisis", que redujo "fuertemente" el intercambio de bienes y servicios, el comercio con Argentina "es muy importante", aunque previó que este año será de entre 20.000 y 21.000 millones de dólares, "lejos de los 30.000 millones de dólares alcanzados en 2008".

Entre enero y agosto de 2009, las exportaciones de Brasil para Argentina cayeron el 40,9% respecto al mismo período de 2008 y las importaciones bajaron el 19,4%.

Para enfrentar esa reducción, Brasil y Argentina crearon hoy un "mecanismo rápido" para dar soluciones a "cuestiones puntuales" del comercio bilateral mediante la comunicación permanente entre secretarios (viceministros) y la realización bimestral de reuniones ministeriales, subrayó Jorge.

Giorgi comentó por su parte que además de la participación de su país en la explotación petrolera, Argentina y Brasil adelantan negociaciones para la integración de la industria naval y en el sector de servicios y bienes de capital.

La pronta liberación de 1,3 millones de toneladas de trigo argentino para exportación, la mayoría destinadas a Brasil, y un acuerdo para la venta directa a este país de 3.000 toneladas de lácteos fueron otras de las medidas argentinas anunciadas por Giorgi.

Sobre los recientes reclamos de los empresarios, en especial de los brasileños, por la implementación de tarifas no automáticas de importación por parte del Gobierno argentino, Jorge consideró que la medida "es un derecho de Argentina dentro de las reglas del comercio mundial".

"Eso no se ha discutido, ni se discutió hoy, lo que discuten los empresarios brasileños son eventuales atrasos. Pero la reducción de reclamos es bastante importante, pues no hay un desvío del comercio y tanto Argentina como Brasil estamos preocupados por la invasión de productos de cualquier país", expresó Jorge.
Opiniones (0)
24 de junio de 2018 | 19:49
1
ERROR
24 de junio de 2018 | 19:49
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"