Tabaré bautizó una barcaza para Botnia y se reavivó la polémica

El presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez, asistió este lunes al bautismo y botadura de una barcaza que tendrá por destino principal el transporte de la pasta de celulosa que producirá la empresa Botnia, en un episodio más que se vincula al conflicto bilateral con Argentina.

Su presencia en la ceremonia fue interpretada por los asambleístas entrerrianos como “una provocación más”. Luego del acto, el ministro de Medio Ambiente, Mariano Arana, comentó la “satisfacción” del mandatario por ver “un producto para un fin que será superador y en beneficio de la gente”.

La ceremonia se desarrolló en Montevideo, en la Base Naval del Cerro, y tuvo como protagonista central a Bethel Seregni, hija del extinto fundador y líder del oficialista Frente Amplio, Líber Seregni, relató a Télam el ministro de Medio Ambiente, Mariano Arana.

"El presidente asistió con la satisfacción de ver un producto hecho por uruguayos, para un fin que será superador y en beneficio de la gente", afirmó Arana, que también participó de la cita, al igual que buena parte del gabinete de Tabaré Vázquez.

La embarcación, que fue construida en los astilleros de la Armada uruguaya, vinculará al puerto de Botnia en Fray Bentos con el de Nueva Palmira, en el marco de las operaciones que prevé realizar la compañía finlandesa Botnia.

La presencia del jefe de Estado uruguayo en la ceremonia de este lunes fue interpretada como "una provocación más" por parte de los asambleístas entrerrianos que luchan contra Botnia, al considerarlo un emprendimiento "contaminante".

El 29 de agosto pasado, Vázquez había participado en la inauguración de la ampliación del Puerto de Nueva Palmira, desde el que Botnia exportará al mundo la pasta de celulosa que espera producir en gran escala.

También sumó al fastidio entrerriano el sonado episodio de la semana pasada, cuando el gobierno uruguayo estaba dispuesto a autorizar a operar a Botnia y a último momento dio marcha atrás por pedido de la Corona de España, que media en el conflicto.

La nueva barcaza pesa 540 toneladas, tiene 88,20 metros de eslora, 13,5 metros de manga y 3,80 metros de calado, con una capacidad de carga de 3.650 toneladas.

El 2 de agosto Botnia recibió una nave similar construida en los astilleros Tsakos de Montevideo.

A la ceremonia asistieron además los ministros Azucena Berrutti (Defensa); María Julia Muñoz (Salud Pública) y Eduardo Bonomi (Trabajo).
Opiniones (0)
25 de mayo de 2018 | 16:27
1
ERROR
25 de mayo de 2018 | 16:27
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"