Triple crimen: sin sospechosos, la Justicia aguarda los resultados de las pericias

Los investigadores están trabajando en la búsqueda de nuevos testigos, quienes puedan aportar más datos a la causa que todavía no tiene sospechosos firmes. Además, la investigación arrojó una nueva hipótesis, que indica que el sargento asesinado podría haber herido de bala a uno de sus agresores.

Los fiscales que investigan el triple asesinato de policías en La Plata esperan recibir esta semana los resultados finales de las pericias que se realizaron sobre la escena del crimen, mientras continúa la búsqueda de testigos que puedan aportar datos sobre los culpables.

Expertos de la Policía Científica y de la Procuración de la Provincia tendrán listas en estos días las pruebas que consisten en una serie de peritajes balísticos, planimétricos y médicos realizados en el predio platense.

Fuentes de la investigación confirmaron que de la dependencia del Ministerio de Seguridad donde ocurrieron los hechos se levantaron vainas servidas y rastros de sangre.

Ese material está siendo analizando en profundidad, a fin de determinar detalles sobre los asesinatos, además de verificar si existen rastros genéticos de los agresores, indicaron fuentes cercanas a la investigación.

Las fiscales platenses a cargo de la causa, Leyla Aguilar y Cristina Larroca, analizaron los informes previos durante el fin de semana, aunque también aguarda los resultados finales para poder avanzar en el  expediente.

Además, la fiscal espera el informe escrito de las autopsias, puesto que hasta el momento sólo ha recibido los detalles de estos exámenes vía telefónica.

En tanto, los investigadores están trabajando fuerte en la búsqueda de nuevos testigos, quienes puedan aportar más datos a la causa, que "todavía no tiene sospechosos firmes".

Además, la investigación por el triple crimen arrojó en las últimas horas una nueva hipótesis, que indica que el sargento asesinado podría haber herido de bala a uno de sus agresores.

Esta teoría se sustenta en un informe balístico, que en primera instancia muestra que dos proyectiles del arma del sargento fallecido podrían haber herido de gravedad o incluso de muerte a uno de los homicidas.

Además, la hipótesis adquiere más relevancia al tomarse en cuenta otra prueba aportada por psiquiatras forenses, quienes relacionan la saña de los atacantes con alguna herida recibida por parte de los efectivos.

Según publicó hoy el matutino Diario Popular, los médicos forenses consideran que los agresores actuaron con "furia maníaca" en contra de las víctimas.

Las pericias balísticas arrojaron que faltan dos proyectiles del arma del sargento Pedro Díaz, el único de los tres efectivos que intentó repeler el ataque ocurrido el viernes pasado en una dependencia del Ministerio de Seguridad bonaerense.

Este detalle sería importante para la investigación, ya que en la camioneta Chevrolet que los homicidas utilizaron para escapar se encontraron rastros de sangre.

Opiniones (0)
19 de agosto de 2018 | 16:30
1
ERROR
19 de agosto de 2018 | 16:30
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"