Se cambian de bando al mejor estilo Borocotó

Mientras que muchos aún no han decidido su voto para las próximas elecciones, para los ciudadanos también es difícil saber a qué partido representa tal o cual político. En esta campaña se vio cómo los políticos pueden cambiar sus raíces para llegar al poder.  Tiempo atrás causó gran polémica cuando Eduardo Lorenzo Borocotó ganó una banca en la legislatura porteña por el macrismo y luego decidió pasarse al oficialismo.  La tendencia que ya es una constante en Argentina también tiene sus ejemplos en Mendoza como en el caso de Luis Petri.

Hace algunos años causó una gran polémica en el mundo político argentino cuando Eduardo Lorenzo Borocotó, ganó una banca en la legislatura porteña  por el macrismo y luego decidió pasarse al partido de Néstor Kirchner.

 

En ese entonces, aquel acontecimiento provocó un escándalo de alto impacto llegándose a nombrar a este como “fenómeno Borocotó”. Sin embargo, quienes vieron que ésto era extraño que ocurriera, hoy ya nadie sabe cuáles son los verdaderos orígenes de los políticos, ni cuándo van a ser capaces de cambiarse de camiseta.

 

 Preguntas básicas del existencialismo no tienen ninguna respuesta política en este 2007: ¿de dónde venimos y a dónde vamos?, una utopía siempre presente.

 

Este fenómeno, muestra que los intereses pueden mover montañas cambiando de partido como quien cambia de canal. Esto ya es una constante en todo el país y Mendoza no es la excepción a esta regla. En tanto, el caso más curioso sigue siendo el de Tierra del Fuego donde un ex socialista hoy es macrista, se transformó en la paradoja política del año.

 

Según los analistas políticos consultados por la prensa bonaerense se atribuyeron esta tendencia a “la crisis de los partidos”, que llevó a debilitar las tradicionales lealtades.

 

En Mendoza también se mancha la camiseta

 

En la provincia, el primer caso que fue denominado como “fenómeno Borocotó”,  fue el de Luis Petri. La gran sorpresa llegó un lunes durante la reunión en que el bloque radical tenía que definir a sus autoridades para las elecciones 2007. Allí, Petri comunicó que se pasaba de bando por un pedido personal del Gobernador, en pos de la gobernabilidad, dejando de lado aquella estructura del radicalismo ortodoxo para arribar a manos del oficialismo.

 

Este caso no fue el único en su especie, ya que acutalemnte es reconocido el cambió de Julio Cobos y su grupo de políticos a las nuevas ofertas realizadas por Crisitna Kirchner y su denominada Concertación plural.

 

Otros ejemplos

 

Patricia Bullrich, ahora buscará una banca de diputada por la Coalición Cívica. Con un pasado reconocido en la Juventud Peronista, Bullrich fue diputada menemista. Cuando abandonó el PJ se alió a Gustavo Béliz. Tuvo un acercamiento a Domingo Cavallo y, en el 2001, asumió como ministra de Trabajo de la Alianza. Luego en el 2003 fue candidata a jefa de gobierno porteño, aliada con Ricardo López Murphy.

 

Otro de los cambios masivos al más estilo “cobista” ocurrió con los ex duhaldistas de la provincia de Buenos Aires que hoy también forman parte de los seguidores del presidente Kirchner, a pesar de su oposición en las elecciones legislativas de 2005.

Opiniones (1)
22 de julio de 2018 | 16:34
2
ERROR
22 de julio de 2018 | 16:34
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Que bueno que MDZ se acuerde de Luis Petri, creo que nunca nos tendríamos que olvidar de gente que cambio de bando por conveniencias personales. Espero que algun dia sea candidato directo y no en una lista sabana, asi nos acordamos del "fenomeno borocoto".
    1