Acusan a Kirchner de hacer promesas que no podrá cumplir

La asignación de recursos para distintas obras en el presupuesto 2008 no alcanzará para cubrir las promesas que viene haciendo el matrimonio K.

Los proyectos que anunciaron en los actos proselitistas demandarían 5.033 millones de pesos, pero en el Presupuesto sólo otorgan 2.313 millones de pesos para esas partidas.

Según publica en su edición de hoy el diario Perfil, en el proyecto de Ley de Presupuesto 2008, el Gobierno expresó cuáles son las principales políticas que planea aplicar la señora del Presidente si se queda con el bastón de mando que hoy ostenta Néstor Kirchner. Y al mismo tiempo, el plan de asignación de recursos para 2008 establece cuáles son las promesas de campaña que serán condenadas al olvido. A partir del 1º de enero próximo, el Gobierno invertirá 2.720 millones de pesos menos de los que anunció en sus actos proselitistas de 2007. Esto significa que, cerca la mitad de los 670 proyectos de asfaltado, alcantarillado y ampliación de la redes cloacal o de agua potable prometidas por el matrimonio K, serán suspendidas o postergadas.

Hace un año, en La Pampa, el kirchnerismo inició el primer tramo de la carrera electoral que finalizará el próximo 28 de octubre. “Yo sé que ustedes estarán hartos y cansados de ver pelearse a los dirigentes para tratar de llegar a hacer algo. Lo que nos interesa es que el pueblo pueda hacer; las elecciones son nada más que 60 días, lo importante es lo que hacemos, lo que construimos, las respuestas que damos”, dijo el Presidente en la pequeña pero centenaria Trenel.

El postre de aquel discurso fue el anuncio de una obra históricamente prometida y sistemáticamente incumplida: el acueducto Santa Rosa-Realicó que llevará agua potable de red al norte provincial. La promesa, valuada en 116 millones de pesos, fue incorporada al Presupuesto 2007. Pero el agua nunca llegó. La obra no se licitó y ahora ni siquiera figura en el listado de obras para 2008.


El acueducto pampeano formaba parte de una planilla presupuestaria llamada “contratación de obras o adquisición de bienes y servicios que inciden en ejercicios futuros”. Esa lista agrupa a todos los proyectos de infraestructura cuya ejecución requiere más de un año. Esa nómina incluye iniciativas diversas, como autopistas, hospitales, desagües cloacales o cárceles federales.

La confección de esa planilla es uno de los puntos más reñidos de la redacción parlamentaria de la Ley de Presupuesto, ya que en ella se expresa el sistema de promesas de reparto de recursos que protagonizan concejales, intendentes, legisladores, gobernadores, diputados y senadores. El monto global de las obras que debían iniciarse este año llegaba a los 26.300 millones de pesos. Y estaba previsto que en 2007 se ejecutara el 9,5 por ciento de ese total, equivalentes a 2.500 millones de pesos. Y para 2008, el plan debía avanzar el 19,14 por ciento: 5.033 millones.

Pero las promesas se redujeron. El nuevo proyecto de Presupuesto prevé que el año próximo se invertirán 2.313 millones de pesos, el 45 por ciento de los recursos anunciados en la carrera electoral.

Leer más sobre este tema 

Opiniones (0)
21 de julio de 2018 | 16:03
1
ERROR
21 de julio de 2018 | 16:03
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"