8 señales tempranas que indican que tu hígado está en problemas

8 señales tempranas que indican que tu hígado está en problemas

Cuando el hígado comienza a funcionar de forma incorrecta nos envía claras señales y si las identificamos a tiempo podemos modificar nuestros hábitos para mantener nuestra salud.

Napsix

Napsix

El hígado es un órgano que cumple una enorme cantidad de funciones imprescindibles para vivir, entre ellas desintoxicar nuestra sangre. Su mal funcionamiento afectará de forma casi inmediata nuestra salud, por eso es muy importante saber interpretar las primeras señales que nos indican que algo no está bien y actuar al respecto.

Muchos malos hábitos que tenemos en nuestra rutina pueden afectar a este órgano, desde comidas muy copiosas o grasosas hasta un excesivo consumo de alcohol. Ante este tipo de situaciones, el hígado no podrá cumplir con todas sus tareas y se verá afectado.

No dejes que los malos hábitos afecten el funcionamiento de tu hígado. Foto: Buen vivir

Señales de que tu hígado está en problemas

Uno de los síntomas más comunes es comenzar a tener problemas en la digestión: sensación de pesadez, producción de gases o molestias intestinales pueden ser los primeros síntomas a los que debemos prestarles atención.

El cansancio frecuente y el desgano es otra de las señales que te estará enviando el hígado cuando su funcionamiento no sea el óptimo. Es que, se trata del órgano encargado de obtener la energía a través del metabolismo.

Los problemas para ir al baño pueden ser consecuencias de este tipo de situación, ya sea presentando diarrea o estreñimiento. Además, se puede tener la sensación de tener mal aliento o sudoración pestilente. En tanto, la lengua y los ojos pueden tornarse de un color amarillento.

El aumento repentino de peso en un corto periodo de tiempo puede deberse a una deficiente eliminación de toxinas cuando el hígado no cumple de forma correcta con su tarea.

Presta atención a las señales que envía tu cuerpo. Foto: Salud plus

Qué hacer ante estos síntomas

Es usual encontrar en internet un sinfín de recetas desintoxicantes que hasta pueden ayudarte según la patología que tengas. Sin embargo, lo mejor siempre será consultar con tu médico y encontrar un tratamiento adecuado.

El acompañamiento de una nutricionista para combatir los malos hábitos alimentarios será una gran opción para lograr que este órgano se recupere.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?