Ejercicios fáciles que te ayudarán a disminuir la flacidez en la piernas

Ejercicios fáciles que te ayudarán a disminuir la flacidez en la piernas

Realizar diariamente ejercicios físicos es fundamental para retrasar el impacto de la flacidez en nuestro cuerpo. Acompaña tu rutina con una buena alimentación.

Napsix

Napsix

La flacidez corporal es uno de los signos del envejecimiento, pero a través del ejercicio físico podemos retrasar o disminuir su impacto fortaleciendo y tonificando los músculos. La dieta, el cigarrillo, el consumo de alcohol, el ritmo de vida o la predisposición genética también influyen en su desarrollo. 

Existen dos tipo de flacidez, la que se da a nivel epidermis y la que sufren los músculos. Ambas están relacionadas directamente con el paso del tiempo debido a que, a medida que envejecemos, las células que producen colágeno y elastina son menos abundantes. A su vez, la masa corporal que sirve de sostén para la dermis también sufre de un retroceso. 

Las sentadillas tienen un gran impacto contra la flacidez. Foto: Cellublue

Existen zonas en las que este fenómeno es más notable y se presenta de forma anticipada como los glúteos, muslos, cara interna de las piernas y los brazos.

Si bien se trata de un fenómeno natural e imposible de erradicar por completo, existen factores externos que influyen. Conociéndolos, podemos hacer cambios en nuestra vida para intentar retrasar la flacidez o disminuir su impacto. Por ejemplo, llevar una rutina sedentaria es una de las causas más habituales aunque también es la más fácil de combatir.

Ejercicios para eliminar la flacidez

1- Sentadillas

Sí, las sentadillas pueden ser el ejercicio que menos nos atrae, pero son ideales para tonificar las piernas. Una vez que se aprende la forma correcta de realizarlas y la postura correcta de la espalda, verás que los resultados son casi inmediatos. 

  • Colocar las piernas separadas y alinearlas con el ancho de la cadera.
  • La espalda siempre tiene que mantenerse derecha.
  • Se baja el torso como si nos estuviéramos sentando
  • Para mejorar la estabilidad pueden extenderse los brazos hacia el frente

2- Zancadas  

Este ejercicio también recibe en nombre de lunges y es muy bueno para mejorar el estado de los cuádriceps y glúteos.

  • Se inicia estando parado con la columna recta y los pies separados con el ancho de la cadera. 
  • Se inspira y se lleva un pie hacia el frente.
  • El otro, en su lugar, acompaña el movimiento bajando la rodilla y poniendo el pie en punta
  • La pierna de adelante tiene que quedar en un ángulo de 90°, mientras que la rodilla de atrás debe bajar lo más posible. 
  • Si se pierde la estabilidad, mantén el equilibrio abriendo los brazos.
Mantén la espalda recta al hacer zancadas. Foto: 24 life

3- Piernas elevadas

Existe una enorme cantidad de ejercicios que pueden hacerse elevando las piernas y son muy recomendados para las personas que sufren dolores de espalda o de rodillas y deben evitar las actividades de alto impacto.

  • Recuéstate boca arriba en una superficie suave
  • Toda la fuerza debe hacerse con el abdomen y las piernas evitando de la espalda se separe del suelo
  • Coloca los brazos al costado del cuerpo
  • Eleva las dos piernas manteniendo los tobillos juntos y luego bájalas.
  • Una variante es subir una pierna, bajarla y luego la otra. Este movimiento se lo conoces como "tijera".
  • Eleva las piernas y simula el movimiento que se hace al andar en bicicleta.
  • Otra opción es elevar las piernas y abrirlas lo más que se pueda, luego se unen en el centro.
  • También se pueden hacer círculos con ambas piernas en el aire. Primero en una dirección y luego se cambia. 
Puedes hacer una gran cantidad de ejercicios con las piernas elevadas. Foto: Bienestar. 

Recuerda realizarte chequeos médicos siempre antes de comenzar a hacer ejercicio físico o rutinas de fuerza. Asimismo, consultar con un profesional que supervise tu rutina y haga seguimiento de la misma.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?