Cómo ahuyentar las palomas del jardín sin dañarlas

Cómo ahuyentar las palomas del jardín sin dañarlas

Las palomas pueden convertirse en una plaga rápidamente y provocar daños en nuestro jardín. Ahuyentarlas sin dañarlas puede hacerse siguiendo estos consejos.

Napsix

Napsix

Las palomas son animales de férreas rutinas y costumbres. Al ser vectores de una gran cantidad de enfermedades lo mejor es controlar su población y mantener una saludable distancia entre ellas y nuestro hogar. Sin embargo, las plantas de nuestro jardín pueden atraerlas.

Columbidae, es el nombre científico asignado para estas aves que poseen una gran inteligencia, aunque no tanta como los cuervos, son monógamas y esto aumenta su tasa reproductiva. Sin embargo, la mortandad en los pichones es muy alta.

Controlar la población de palomas es necesario. Foto: ABC

En contraposición con la actitud de otras aves, se adaptan muy bien a los ambientes urbanos y buscan alimentarse sin que la búsqueda implique un gran desgaste. Esto puede provocar que ataquen los cultivos y los jardines para conseguir comida.

Tanto los animales como sus excrementos son un riesgo potencial para la salud de las personas. Pero poder alejarlas es una tarea muy complicada ya que se acostumbran rápidamente a determinados lugares, colores o movimientos.

Consejos para espantar a las palomas del jardín

Predadores falsos: colocar pequeñas figuras coloridas de halcones o búhos entre nuestras plantas es un método muy efectivo para ahuyentar a estas aves. Deberás tener en cuenta un detalle importante para que mantenga su eficiencia y es mover estas figuras de lugar cada dos o tres semanas.

Las figuras con forma de depredadores son efectivas. Foto: Comerc

Reflejos: los rayos del sol reflejados en algunas superficies desincentivarán que estos animales se acerquen. Los CDs, espejos o papel metálico serán de gran utilidad para quitarlas de nuestro lado.

Mallas plásticas: la aplicación de mallas o púas plásticas impedirán en paso en determinados lugares como balcones o terrazas.

Sonidos: en casos muy complicados, la instalación de ahuyentadores que emitan frecuencias molestas o sonidos de depredadores son muy útiles.

Movimientos: artefactos decorativos como molinos de viento de diferentes colores o con brillo también tendrán efectividad.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?