Suecia ordena detener a Assange y Ecuador se cuestiona haberle dado nacionalidad

Suecia ordena detener a Assange y Ecuador se cuestiona haberle dado nacionalidad

La Fiscalía sueca pidió hoy formalmente la detención del fundador de Wikileaks, Julian Assange, por el caso de una presunta violación, al mismo tiempo que un órgano del gobierno de Ecuador cuestionó la nacionalidad que le concedieron cuando estaba asilado en su embajada en Reino Unido

Assange recibió las dos malas noticias en una cárcel en Londres, donde cumple una condena de poco más de un año por violar las condiciones de su libertad condicional, luego que Ecuador le quitara el status de refugiado el mes pasado y permitiera que la policía británica lo detuviera en su embajada.

Durante su pena de prisión, Assange además espera saber si el Estado británico lo extraditará a Estados Unidos, donde la Justicia lo reclama por publicar documentos secretos, o a Suecia.

La Fiscalía sueca había cerrado el caso cuando Assange estaba refugiado en la embajada ecuatoriana en Londres por considerar que no tenía herramientas para avanzar. Sin embargo, con su detención, decidió reabrirlo y hoy emitió una orden de detención.

En base a esta orden de detención, Suecia podrá pedirle a la Unión Europea que solicite el arresto a nivel regional, lo que obligará al Reino Unido a analizar si extradita a Assange a Estados Unidos o a Estocolmo.

"Las autoridades británicas decidirán cuál es su prioridad. El resultado de este proceso es imposible de predecir", explicó la vicefiscal de Suecia, Eva Marie Persson, al hacer el anuncio ante la prensa, citada por la agencia de noticias DPA.

En paralelo, en Quito, la Contraloría General del Estado ecuatoriano concluyó hoy que el proceso que culminó con el otorgamiento de la nacionalidad a Assange fue "totalmente cuestionable".

El informe de la Contraloría sostiene que no se cumplieron con tres requisitos: el haber residido en el país durante al menos tres años, haber pagado aranceles por unos 800 dólares y haber demostrado conocimientos de las tradiciones, historia, normas y cultura general ecuatorianas, según reprodujo la agencia de noticias EFE.

El gobierno ecuatoriano también informó hoy que comenzó con la incautación de las pertenencias que tenía Assange en la embajada en Londres en el momento de su detención y adelantó que, en primera instancia, serán enviadas a Quito para ser analizadas.

Sin embargo, la Cancillería explicó en un comunicado, que la incautación responde a un pedido que la Fiscalía ecuatoriana aceptó del Departamento de Justicia de Estados Unidos.

Ecuador se comprometió a colaborar con las autoridades estadounidenses en su acusación contra Assange, una decisión que fue condenada por los abogados del activistas y hacker. (Télam)

¿Querés recibir notificaciones de alertas?