Mundo Por segunda vez durante el gobierno de Trump

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos

Desde la Casa Blanca ya en horas de la tarde se había llamado a todas las agencias federales a prepararse para el cierre. Es la segunda ocasión que el gobierno de Donald Trump se ve obligado a cerrar la administración.
Avatar del

BBC Mundo

1/6
El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos(Getty Images)

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos | Getty Images

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos(Getty Images)

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos | Getty Images

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos(Getty Images)

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos | Getty Images

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos(Getty Images)

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos | Getty Images

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos(Getty Images)

El bloqueo del senador republicano "antideuda" Rand Paul fuerza un nuevo cierre de gobierno en Estados Unidos | Getty Images

La falta de acuerdo en el Senado forzó un nuevo cierre del gobierno de Estados Unidos.(Getty Images)

La falta de acuerdo en el Senado forzó un nuevo cierre del gobierno de Estados Unidos. | Getty Images

El gobierno de Estados Unidos volvió a quedarse sin fondos y tuvo que ordenar el cierre de la administración. La segunda ocasión en que esto sucede bajo el presidente Donald Trump.

Esta vez por el bloqueo del senador "antideuda" Rand Paul al acuerdo presupuestario para dotar de fondos al Ejecutivo al que habían llegado republicanos y demócratas en el Senado.

Ambos partidos habían alcanzado esta misma semana un gran acuerdo para dotar de fondos al gobierno de Trump durante los próximos dos años y, al tiempo, evitar un nuevo cierre de la administración como el del pasado enero.

Pero Paul se opone al incremento de gasto y deuda que preveía el pacto. Su rechazo al acuerdo desencadenó el nuevo cierre administrativo.

Entre el 20 y 23 de enero pasado, la falta de acuerdo entre republicanos y demócratas condujo a un cierre de gobierno. El anterior se había dado en 2013 y duró 16 días.

La más reciente medida sobre el presupuesto ha enfurecido a algunos republicanos, mientras que los demócratas están molestos por la falta de concesiones en los temas de inmigración.

Los fondos para mantener al gobierno en funcionamiento se acabaron a la media noche, pues en ese momento se terminó el presupuesto para un mes que se había acordado poner fin al cierre anterior.

Es la segunda ocasión que el gobierno de Donald Trump se ve obligado a cerrar la administración.

Lo ocurrido no tomó por sorpresa a la Casa Blanca, que ya en horas de la tarde había adelantado que se estaba preparando para un cierre de las agencias federales.

Y es que aunque el Senado hubiera aprobado el nuevo plan de gastos, la propuesta enfrentaba un examen aún más difícil en la Cámara de Representantes.

Las esperanzas por una votación rápida en la cámara alta en la tarde del jueves se disolvieron ante el levantamiento de senador Paul.

¿Por qué se oponen los "halcones del presupuesto"?

Mientras que el proyecto de ley de gastos para el Pentágono ha deleitado al ala más preocupada por la seguridad nacional del partido, los conservadores en materia fiscal están en pie de lucha por las ramificaciones para la deuda de la nación.

En un discurso fatalista, Paul, senador por Kentucky, acusó ferozmente a sus compañeros republicanos de libertinaje fiscal.

Paul, que fue precandidato a presidente, es conocido por sus posiciones libertarias anti-Estado.

"Asumí este cargo porque era bastante crítico del déficit de un billón de dólares del presidente Obama", dijo.

"Ahora tenemos a los republicanos, de la mano con los demócratas, ofreciéndonos déficit de un billón de dólares".

"Honestamente, de buena fe, no puedo simplemente mirar a otro lado simplemente porque mi partido es ahora cómplice de los déficits".

Esta sería "la mismísima definición de hipocresía", añadió.

Qué se había acordado

Cómo señaló el senador Paul, el plan de gasto de 650 páginas fue sólo hecho público el miércoles por la noche, así que muchos detalles siguen sin estar muy claros.

El director de Asuntos Legislativos de la Casa Blanca, Marc Short, dijo que el paquete incrementaría el gasto "un poco más" de US$300.000 millones.

Según el diario The Washington Post, esa cifra es de medio billón de dólares.

Desde la Casa Blanca ya en horas de la tarde se había llamado a todas las agencias federales a prepararse para el cierre.

La propuesta contiene US$165.000 millones de gasto adicional en Defensa y US$131.000 millones en gasto en asuntos internos como salud, infraestructura o contra la crisis de opioides, según Reuters.

Esto elevaría el techo de la deuda hasta marzo de 2019.

¿Por qué algunos demócratas no están contentos?

A pesar del visto bueno del líder de los demócratas en el Senado, Chuck Schumer, quien dijo que el acuerdo presupuestal "rompería el largo ciclo de crisis de gasto", algunos demócratas se han quejado de que el proyecto de ley no aborda el tema de la inmigración.

La líder del partido en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, dijo la mañana del jueves que ella se oponía al plan, pero que no le ordenaría a la bancada de los demócratas que votaran en contra.

La congresista de California ha hecho un llamado para que el proyecto de ley incluya una protección contra la deportación para los "dreamers", jóvenes inmigrantes que entraron a Estados Unidos con sus padres de manera ilegal siendo niños.

La demócrata Nancy Pelosi dio un discurso de ocho horas el miércoles defendiendo que se incluyera protección para inmigrantes en el acuerdo.

Sus observaciones se dieron un día después de que ella contara historias de inmigrantes durante ocho horas en el piso de la cámara baja, el discurso más largo desde 1909.

Las garantías de la era Obama para estos inmigrantes fueron canceladas por el presidente Donald Trump y están previsto para quedar sin validez a partir de marzo.

El representante de Illinois Luis Gutierrez uno de los congresistas líderes en la defensa de los inmigrantes, está urgiendo a sus colegas a que voten en contra del plan.

"No se confabulen con este gobierno", dijo.

¿Qué dice la Casa Blanca?

Kellyanne Conway, asesora del presidente, le dijo a Fox News que el acuerdo ofrece certidumbre presupuestal a largo plazo y financiación para las prioridades del gobierno, incluyendo infraestructura y fondos para los militares.

Antes esta semana, el presidente Trump dijo que "le encantaría ver" un cierre del gobierno de Estados Unidos en caso de que no hubiera un acuerdo para el financiamiento del muro que propone construir en la frontera con México.

Ya se proyecta que aumenten los déficits debido a los recortes de impuestos de US$1,5 billones del gobierno Trump, que fueron aprobados por el Congreso en diciembre.