Descartan una "motivación política" tras el atropello en Alemania

La policía indicó que el hecho que dejó dos muertos no tendría relación con grupos extremistas.
Avatar del

MDZ, Mundo

1/2
Descartan una "motivación política" tras el atropello en Alemania

Descartan una "motivación política" tras el atropello en Alemania

Descartan una "motivación política" tras el atropello en Alemania

Descartan una "motivación política" tras el atropello en Alemania

 La Policía alemana descartó hoy que exista una motivación política detrás del atropello múltiple ocurrido ayer en la ciudad de Münster, en el noroeste del país, donde murieron dos personas y una veintena resultó herida, lo que puso fin a las especulaciones sobre un eventual atentado.

En declaraciones a medios locales, el presidente de la Policía de Münster, Hajo Kuhlisch, explicó que se habían allanaron las cuatro viviendas del hombre que conducía la camioneta y arrolló a las personas sentadas en una concurrida calle céntrica de la ciudad. Inmediatamente después, se suicidó con un disparo.

"No se encontró ningún indicio que apunte a un trasfondo político", informó, según la agencia de noticias DPA.

El hombre, identificado como Jens R., era un alemán de 48 años, y, según informaciones de diversos medios, había tenido problemas psicológicos.

Aunque el diario Bild y el canal de televisión ZDF informaron también que el hombre tenía contactos con círculos de extrema derecha, pero no hubo ninguna confirmación oficial al respecto.

Por el contrario, la Policía señaló que el atacante actuó solo y la Fiscalía reveló que estuvo involucrado en cuatro procesos, todos ellos sin connotaciones políticas, en los años 2015 y 2016. En todos ellos -por amenazas, daños, huida en un accidente y estafa- fue sobreseído.

Al mismo tiempo que la Policía descartaba la opción de un atentado, el ministro alemán de Interior, Horst Seehofer, visitó el lugar de los hechos junto al primer ministro del Land de Renania del Norte Westfalia, Armin Laschet, y ambos depositaron flores en recuerdo de las víctimas mortales: una mujer de 51 años y de un hombre de 65.

Seehofer calificó al crimen como un "crimen cobarde y brutal", un tipo de acto ante el que no puede haber "total seguridad".

Por su parte, el ministro de Interior de Renania del Norte-Westfalia, Herbert Reul, declaró que "no hay nada de momento que apunte a un trasfondo islamista".

"Con gran probabilidad se trata de un hombre que actuó solo, un alemán, sin trasfondo islamista" afirmó el funcionario regional.

El ataque tuvo lugar ayer a la tarde en una zona de calles estrechas y muy concurridas y en un sábado soleado y caluroso, por lo que locales y cervecerías habían montado sus terrazas al aire libre.

Según relataron testigos presenciales a los medios locales, la camioneta avanzó a gran velocidad hasta atropellar a un grupo de personas sentadas en una terraza de un conocido y céntrico local.

Mientras continúa la investigación en Münster, la Policía alemana informó que desbarató un atentado contra la media maratón que se realizó hoy sin problemas en Berlín, la capital del país, y en la que participaron cerca de 32.000 personas.

Antes de la carrera, "indicios aislados hicieron pensar que los detenidos, de edades comprendidas entre los 18 y 21 años, podrían haber estado preparando un crimen en relación con este evento deportivo", explicó la Policía, en declaración filtradas por el diario local Die Welt.

La Policía a detuvo a varios sospechosos y al menos uno de ellos estaría vinculado al militante islamista Anis Amri, el mismo que en diciembre de 2016 atentó contra un mercado navideño en la capital alemana y mató a 12 personas.

Télam