Clamor multitudinario en Perú contra el Gobierno de Manuel Merino

Clamor multitudinario en Perú contra el Gobierno de Manuel Merino

Clamor multitudinario en Perú contra el Gobierno de Manuel Merino. La histórica plaza San Martín de Lima se llenó con el enfado y la rabia de miles de peruanos, que denuncian que el nuevo Jefe de Estado "no ha sido elegido por el pueblo".

MDZ Mundo

MDZ Mundo

También hubo manifestaciones en otros distritos de la capital y en numerosas ciudades del país, como Arequipa, Trujillo, Iquitos o Cuzco.

Lejos de calmarse, la movilización es cada vez más importante. Ya van cuatro días de protestas, desde que el Congreso destituyó al anterior presidente, Martín Vizcarra, por presunta corrupción, en una maniobra polémica que permitió llegar al poder al congresista opositor Manuel Merino.

Entre los manifestantes, se repite el mismo discurso de hartazgo contra la clase política y la corrupción. 

"En todas las ciudades del Perú, la gente se está levantando debido a que consideran que esto ha sido un golpe de Estado", afirma un hombre.

"(Estoy) recontraindignada y dolida de tanto ver cómo nos roban, nos saquean, ya estoy harta. No puedo más. Se están repartiendo ahorita los poderes". 

Los disturbios empañan la movilización festiva 

La Defensoría del Pueblo ha exigido al Gobierno de Merino que garantice el derecho a la movilización pacífica, después de las acusaciones de uso excesivo de la fuerza por parte de la Policía en los últimos días.

Este jueves, el ambiente fue pacífico y festivo, hasta que se disparó la tensión. Los policías reprimieron con gases lacrimógenos a manifestantes que lanzaban piedras contra ellos.

"No, no, cálmense carajo, cálmense, no sean como ellos", gritaba una joven a los que lanzaban proyectiles, mientras otros manifestantes trataban de protegerse y escapar del lugar.

El primer ministro dice que no sabe "qué le fastidia a la gente" 

Pocas horas antes, ajenos al enfado popular, los miembros del nuevo Gobierno peruano juraron el cargo. El presidente Merino ha llamado a la calma a la ciudadanía y ha asegurado que no hará ningún cambio traumático en los cinco meses que quedan hasta las elecciones. 

Sin embargo, su primer ministro Ántero Flores-Aráoz, profundamente conservador, ha dicho literalmente en televisión que no entiende "qué le fastidia a la gente". Otros miembros de su gabinete ha echado aún más leña al poner en duda la espontaneidad de las protestas y relacionarlas incluso con el terrorismo de Sendero Luminoso, de dolorosa memoria en el país.

Euronews. 

¿Querés recibir notificaciones de alertas?