volver a

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips

Más allá de la historia es un país moderno y muy atractivo para viajar en 2018. Además del mundial que más debes conocer.
Avatar del

Flavia Noceti

1/5
Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips(Web)

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips | Web

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips(Web)

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips | Web

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips(Web)

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips | Web

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips(Web)

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips | Web

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips(Web)

Si viajas a Rusia por primera vez no te pierdas estos tips | Web

Mongoles, vikingos, zares, bolcheviques y comunistas son una mezcla extraña que ha formado parte de la larga historia de Rusia. De su legado ha quedado un rico patrimonio cultural e intelectual que, junto a unos paisajes naturales increíbles, desde la tundra siberiana a los bosques Urales pasando por la península volcánica de Kamchatka, entre otras maravillas, hacen de este país un destino turístico fascinante.

Rusia es el resultado de los vaivenes políticos de sus mandatarios, como Lenin, Stalin, Gorbachov, Yeltsin o Putin, y de una historia llena de luces y sombras de las que siempre ha salido adelante con una nueva revolución, por eso es un verdadero tesoro para los viajeros que, además, pueden aprovechar la celebración del Mundial de fútbol 2018 para visitarla. Pero antes de empezar el viaje es necesario conocer algunas cosas básicas que evitarán sorpresas.

Pasaporte y visa

Para viajar a Rusia, es necesario disponer de un pasaporte válido como mínimo para seis meses. Los argentinos no se necesita visa para viajar a Rusia. Se detalla que se podrá permanecer en suelo ruso por un tiempo máximo de 90 días en un período de 180 días.

Si lo que quiere es ir a Rusia a trabajar, por motivos comerciales o deseas ir a estudiar, en esos casos necesitarás tramitar la visa correspondiente al motivo de tu viaje.

Más trámites

Al llegar al país, los extranjeros deben cumplimentar la tarjeta de inmigración, normalmente el funcionario de aduanas lo realiza electrónicamente. Este documento debe guardarse hasta que se abandona de nuevo el país, ya que la solicitarán al partir. Se debe llevar siempre encima, junto con el pasaporte, pues será necesaria para realizar muchas actividades.

El siguiente paso es rellenar un formulario de registro, siempre dentro de los siete primeros días hábiles desde la llegada, y se realiza directamente en el hotel o alejamiento escogido, o en su defecto lo debe realizar el anfitrión donde nos alojemos.

Todos estos pasos son necesarios en caso de viajar por libre, si se contrata un viaje a través de agencias de viajes, estas se encargan de todo.

Recomendaciones

Transporte: Lo más habitual es llegar a Rusia en avión. Las compañías que vuelan a Moscú desde Buenos Aires son: Aerolíneas Argentinas, Turkish Airline, KLM entre otras. El metro es el medio de transporte más rápido y seguro en las ciudades, además algunas de las estaciones de Moscú son verdaderas obras de arte. Los autobuses, trolebuses y tranvías son viejos, se paga al subir al autobús y a veces se rompen. Hay que saber que se detienen en todas las paradas sin solicitarlo.

Los taxis suelen ser amarillos y con el letrero de TAXI bien visible, cuidado porque hay muchos que son ilegales y no llevan taxímetro, suelen engañar a los turistas. Lo mejor es reservarlo en el hotel o a través de internet.

Gastronomía: Los platos de la cocina típica rusa son muy buenos, pero también hípercalóricos, por ese motivo, las sopas son muy populares durante todo el año, sobre todo la llamada borsh (de remolacha); y la ensaladilla rusa, muy popular, al igual que los entremeses de caviar negro (de beluga, esturión y sevruga) y rojo (de salmón), los pescados ahumados, y los arenques acompañados de smetana (una especie de crema agria).

Otros platos tradicionales son el pelmeni que se parece a ravioli relleno de tres tipos de carne, y los famosos blini (crepes). Los rusos son grandes bebedores de té, otras bebidas populares son la cerveza (la marca más conocida es "Báltika"), y el vodka. Es costumbre dar una propina de un diez por ciento de la factura total.

Móvil: Para no gastar una fortuna en el móvil, lo mejor es comprar una tarjeta SIM rusa, que por unos cinco euros permite llamar y utilizar internet. Se pueden adquirir en cualquier tienda de telefonía móvil y solo es necesario llevar el pasaporte.

Tiempo: Rusia es muy extensa, así que el clima varía mucho a lo largo de su territorio, y también según la época del año en que se visite. En Moscú, las temperaturas pueden pasar de -25 grados en invierno a más de 30 grados en verano, así que hay que hacer la maleta pensando las fechas.

Importante saber que en muchos locales no siempre tienen aire acondicionado, aunque sí que están muy bien equipados en cuanto a calefacción para el invierno. Hay que llevar ropa y calzado cómodo en verano, y en invierno, hay que pensar en llevar zapatos con suela antideslizante por las placas de hielo, y gorro para el frío.

Los destinos turísticos más populares en Rusia son San Petersburgo y Moscú. Dos imprescindibles si se viaja por primera vez.

Moscú

En la capital, Moscú, hay más de 400 museos y gran cantidad de iglesias como: la catedral de San Basilio conocida por sus nueve cúpulas de colores, la catedral de Cristo el Salvador o la catedral San Isaac. Tampoco hay que perderse una visita a la plaza Roja una de las más grandes del mundo y escenario de la historia moscovita, allí se encuentra el mausoleo de Lenin; el Kremlin, antigua residencia del zar construida como ciudad fortificada; y el impresionante teatro Bolshói, uno de los más grandes y significativos de la ópera y el ballet mundiales.

San Petersburgo

San Petersburgo es otra ciudad con un gran patrimonio cultural y arquitectónico, algunos la llaman "la Venecia de Rusia" por sus hermosos canales. Si se visita, no hay que dejar de ver la iglesia del Salvador sobre la Sangre Derramada erigida en el mismo lugar donde fuera asesinado el zar Alejandro II, el museo del Hermitage, uno de los más grandes del mundo, la fortaleza de San Pedro y San Pablo, y por supuesto sus palacios: el de Peterhof, el de Catalina, el de Pávlovsk, el de Yusupov, el de Anichkov, y el Menshikov.

Temas
  • rusia
  • Moscú
  • transporte
  • trámites
  • comidas