Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

La primera repetición de Vendimia estuvo a cargo de Raly Barrionuevo y el cierre de Los Nocheros, quienes tuvieron que esperar para presentarse ante una llovizna que no cesaba.
Avatar del

Gonzalo Arroyo

1/21
Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada(Pachy Reynoso/MDZ)

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada | Pachy Reynoso/MDZ

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Una noche de folclore que se extendió hasta la madrugada

Anoche se vivió una nueva presentación de la fiesta mayor de los mendocinos. La primera repetición del acto central, "Con el vino en la piel", logró pasajes mejorados teniendo en cuenta el poco ensayo de los artistas y los inconvenientes previos al estreno, destacando una vez más la actuación de la banda sonora dirigida por Claudio Brachetta.

Concluida la propuesta dirigida por Héctor Moreno se presentaron sobre el escenario la dupla Los Cumpas, quienes fueron los encargados de amenizar los tiempos entre cada presentación de los artistas invitados, mientras los técnicos y sonidistas dejaban todo listo.

Pasada la media noche fue el turno de uno de los artistas que actualmente representa la renovación dentro del folclore del país: Raly Barrionuevo. Uno de los exponentes del llamado "folclore joven" brindó durante dos horas un repertorio de canciones para reflexionar, sumado a sus ya clásicas chacareras bailables.

Si uno medita un poco su obra, cada letra contiene una mirada política, tanto de lo cotidiano como de lo universal, que realmente llega a un público que disfrutó su propuesta.

>

Así, temas como "Zamba y acuarela", "Un pájaro Canta", "Melodía Viajera" o "Zamba de usted", fueron abrazando a una gran cantidad de parejas del público que osaron enfrentar las negativas del personal de seguridad para terminar bailando en todo el contorno inferior del escenario principal.

"Hoy cerramos nuestra temporada de festivales. Es una felicidad muy grande concluir nuestra gira en este escenario tan importante", comentó el músico santiagueño muy agradecido antes de continuar interpretando una versión de "Luna Cautiva" de Chango Rodríguez, uno de sus mayores influencias musicales, y "Cuarto menguante".

A esta altura queda claro que su renovada voz dentro del actual folclore, sumado a su interesante trabajo como intérprete y sus aptitudes como guitarrista, se mezclan para dar como resultado un concierto más que interesante.

A un repertorio diverso, sólo queda rescatar el gran aporte de los invitados: el Dúo Nuevo Cuyo ("A mi compadre" y "Carta a un Cuyano"), Anabel Molina con un hermoso valsecito cuyano ("La pulpería de Santa Lucía") y Víctor Hugo Cortez ("Tonada de otoño").

Sin duda la nueva música popular de nuestro país se encuentra por esta senda.

Los Nocheros y una presentación que se extendió hasta la madrugada

Terminado el concierto de Raly Barrionuevo una pequeña pero intensa llovizna hizo retrasar, durante más de una hora, la presentación del mítico cuarteto vocal salteño. Los locutores de la fiesta intentaron calmar la ansiedad del público que de a poco fue abandonando el Teatro Griego. Tan solo unas siete mil personas, aguardaron hasta las 2.20 de la mañana el comienzo del concierto. En este sentido es importante entender que luego de los sucesos ocurridos en la Vendimia de Capital y durante los días previos a la Vendimia Central, la organización esperaría hasta el final que las condiciones climáticas fueran las indicadas para continuar.

"Gracias por el aguante gente", arengó Kike Teruel antes de comenzar con un repertorio plagado de grandes clásicos. Seguramente el retraso del concierto generó algunos cambios en el listado de canciones para que cada momento sea un real golpe de efecto para el público que soportó la espera: "Soy De Salta", "A don Ata", "Materia pendiente" y "Vuela una lagrima" fueron los elegidos para romper el hielo.

Los cuatro salteños abrieron su presentación con un sonido más cercano al rock duro, algo que no les jugó una buena pasada. La guitarra distorsionada iría marcando cada una de las chacareras y, quizás por la gran demora el sonido no quedó del todo ecualizado, por momentos las voces parecían diluirse en una bola de graves formada sobre todo por el bajo y el bombo de batería.

"Muchas gracias. Larga se hizo la espera. Nosotros los escuchábamos atrás del escenario y teníamos una ganas tremendas de empezar", expresó Kike antes de uno de los momentos más emotivos de la noche cuando interpretaron "Déjame que me vaya" de la inolvidable Mercedes Sosa.

El momento de los invitados no se hizo esperar. Rápidamente subieron al escenario Los Chimeno que eligieron un clásico de Los Chalchaleros como "Entre San Juan y Mendoza" y "No sé qué diablos me pasa" de Ernesto Villavicencio, llevándose los aplausos del Teatro Griego.

Luego llegarían momentos de mayor tranquilidad con espacio para algunas delicadezas: "Chacarera del Rancho", "Canción del Adiós", "No saber de ti" y "Soy como soy" dieron lugar a un final entonado por todos los presentes con "El humahuaqueño / Quebradeño".

De esta forma, Los Nocheros llenaron de zambas y chacareras el escenario mayor de los mendocinos, demostrando una estética distinta dentro de la canción folklórica más clásica, sumando éxitos y canciones coreadas por una multitud que verdaderamente los disfrutó pese al horario.