Tipologías corporales: ¿cómo son los cuerpos triángulo invertido?

Entender la silueta de tu cuerpo es fundamental a la hora de elegir las prendas y accesorios que mejor te sientan. En esta nota, las características de la silueta triángulo invertido.

natacha capello

¿Cuál es tu tipología corporal?

Como ya hemos mostrado en notas anteriores, conocer tu tipología de cuerpo te va a ayudar a seleccionar aquellas prendas y accesorios que más beneficien a tu cuerpo, y a adaptar tendencias (que a veces nos juegan en contra) a tu silueta. Con estos tips vas a poder destacar tu personalidad, llamar atención a tus fortalezas, y ahorrar tiempo y dinero en futuras compras.

El cuerpo "triángulo invertido"

Como el nombre lo denota, se trata de una tipología corporal de estructura grande y ancha en espalda y hombros, y pequeña en caderas. Lo ideal para las personas con este tipo de siluetas es restar estructura en la espalda y aportar volumen en la zona de la cadera, poniendo los puntos de atención en ella.

¿Sos triángulo invertido?

Desviá la atención del tren superior…

En triángulo invertido, es fundamental que “neutralicemos” la zona alta del cuerpo. Para esto, es ideal optar por texturas opacas y oscuras (lo que no significa vestir de negro, ya que también puedes elegir colores fríos como azul, verde y violeta). A la hora de elegir diseños, lo ideal es que sean sencillos, con solapas pequeñas, sin hombreras ni detalles en los hombros. Si vas a usar estampados, inclinate por aquellos que tengan estampas pequeñas con poco contraste entre figura y fondo, y evitá las rayas horizontales (preferí en su lugar las verticales) como también accesorios llamativos en la zona a disimular. En cuanto a los escotes, el que más va a estilizar es el "V" (no así los escotes barco, strapless y los de tipo off the shoulders, que ensanchan aún más los hombros).

Modelos que te sentarán bien.

… y llevala a tus caderas

Si te gustan los detalles, ¡desquitate con las prendas inferiores! Para la zona inferior son ideales los colores claros, los estampados contrastados, los bordados, las tachas y demás. Enfatizá bolsillos y caderas con pinzas, lazos, faldas tipo "A", telas plisadas, vuelos, zapatos y cinturones llamativos. Las rayas horizontales, mientras más anchas, mayor efecto de expansión generan. En conclusión, decile ¡sí! a todos los recursos que generen volumen en la parte inferior de tu cuerpo, para crear la ilusión de que es más grande y quede balanceada con tu tren superior.

Poné la atención en la zona de tus caderas.
Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?