Estos son los síntomas de la menopausia que tienen tratamiento

Estos son los síntomas de la menopausia que tienen tratamiento

En esta nota, hablamos con Viviana Di Placido, médica ginecóloga (6357), sobre la menopausia, sus síntomas y los tratamientos adecuados para esta etapa.

Brunela Villarroya

Brunela Villarroya

Hablamos con Viviana Di Placido, médica ginecóloga especializada en longevidad saludable y ginecología regenerativa y funcional, sobre la menopausia, sus síntomas y los tratamientos que pueden realizar las mujeres para contrarrestar este proceso. 

Viviana Di Placido realiza los diferentes tratamientos para que la mujer tenga una mejor calidad de vida. Foto: Gentileza.

“La menopausia es una etapa que pasamos todas las mujeres y que se caracteriza por el cese de la función ovárica. Al dejar de funcionar el ovario, deja de secretar sus hormonas, estrógenos, progesterona, testosterona. Como consecuencia de eso dejamos de tener ciclos menstruales. Pasado el año sin menstruación decimos que la mujer entró en menopausia”, explicó Viviana.

Los síntomas varían dependiendo de la persona. Hay mujeres que tienen muchísimos y hay otras que llevan mejor este proceso. Por lo general, debido a la disminución hormonal, que empieza a partir de los 35 años van apareciendo diferentes síntomas que van aumentando con el transcurrir de los años, a veces, llegando a ser intolerables cuando se presenta la menopausia. Es decir, empezamos a perder hormonas a esa edad y este proceso termina con la menopausia. Algunos de los síntomas son:

Síntomas corporales:

  • Sofocos y sudoración nocturna.
  • Atrofia del aparato urogenital.
  • Sequedad vaginal.
  • Pérdida de masa ósea (osteopenia y la osteoporosis).
  • Pérdida de masa muscular.
  • Se acumula grasa a nivel abdominal.
  • Se empieza a perder colágeno, provocando que la piel, el pelo y las uñas estén más quebradizos.

Síntomas a nivel mental:

  • Irritabilidad. 
  • Cambios bruscos en la personalidad. Por momentos la mujer está contenta con ganas de ver gente y, en otros, siente mucha angustia.
  • Baja tolerancia.
  • Insomnio.
  • Menor deseo sexual.
  • Mayor cansancio.
  • Disminuye su capacidad de concentración.

Además, a nivel sexual, la mujer comienza a tener dolor en las relaciones sexuales porque la vagina pierde su elasticidad y la lubricación es menor.

“Este proceso a la mujer le afecta porque le cambia enormemente su calidad de vida. Siente que su nivel de vida ha disminuido y que su humor está afectado. Además, es muy difícil el tema con las parejas porque al disminuir el deseo sexual, disminuye la frecuencia o evitan tener relaciones sexuales, lo que podría provocar problemas en la misma”.

"En pocos años, la mujer siente que cambia su cuerpo, su sensación de bienestar y su estilo de vida".

“La medicina moderna realiza tratamientos que  permiten mejorar la calidad de vida de las mujeres. Existen tratamientos, a nivel general, como es el balance hormonal que busca devolverles a las mujeres las hormonas que han ido perdiendo a lo largo de la vida y por ende a paliar estos síntomas que son tan difíciles de sobrellevar”, agregó.

Hay que respetar nuestro cuerpo. Foto: Pinterest.

 “Y a nivel local, existen tratamientos dentro de la ginecología recreativa y funcional, como es el láser vaginal, el plasma rico en plaquetas y el ácido hialurónico. Éstos, permiten otorgar, sobre todo al aparato genitourinario, las propiedades que han ido perdiendo por el déficit de hormonas y por el transcurrir del tiempo. Entonces, la mujer puede recuperar su vida sexual y puede disfrutar plenamente como cada mujer desee hacerlo”.

“Yo le recomiendo a las mujeres que estén atravesando esta etapa a que se prioricen, que se cuiden, que no se resignen y que siempre busquen mejorar la calidad de vida. Esto último depende exclusivamente de nosotros así que les recomiendo que se animen a consultar y a preguntar”, sumó Viviana. 

“Es importante que sepan que siempre hay una solución para contrarrestar los síntomas, que no vivan la sexualidad como una obligación, que no se olviden que las mujeres tenemos derechos a disfrutar de la sexualidad, a tener pareja o no tenerla y a disfrutar de la vida social. Para esto, necesitamos estar sanas, tener energía y estar bien. A veces, para esto se necesita de la ayuda de la medicina”. 

“No hay que olvidar que los controles ginecológicos hay que realizarlos una vez al año. Hay que realizarse los estudios correspondientes, como mamografía; ecomamaria; ecovaginal para ver como estan los ovarios; colposcopia y el papanicolau para ver el cuello uterino y detectar precozmente el cáncer de cuello uterino”, finalizó Viviana.

¡Muchas gracias Viviana por compartir tu conocimiento y por tu buena onda!
Clickea aquí para conocer más acerca de los tratamientos y de la salud de la mujer.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?