Capote: “Soy una persona que trata de ser sustentable en el día a día”

Victoria Cucchi, nos abrió las puertas de su taller y nos contó cómo fueron los inicios de su marca y cómo opto por la moda sustentable, no solo como una forma de crear prendas y de usarlas, sino como una forma de vida.

juanita casá

CAPOTE

flAI FOTOGRAFÍA 

La diseñadora mendocina tuvo su mano a mano con MDZ Femme y nos contó todo acerca de su trayectoria, su manera de crear y cómo fue que se posicionó con el diseño sustentable.

- ¿Cómo fueron los inicios de tu marca? ¿Hace cuánto arrancaste?

- Arranqué hace cinco años y en el segundo año me presenté al semillero. Lo gané y ahí quedé "laburando" con ellos. Primero fue con Plataforma G, con los chicos de Gesta, que se terminó disolviendo. No estudié indumentaria, estudié arquitectura y fue cómo experimental la parte de meterme en los textiles. Mi vieja es modista. Yo era muy alta y antes costaba conseguir ropa para gente alta, entonces me hacia todo. Iba a la facultad y me hacia mi ropa.

- ¿Se puede decir que es algo que te surgía a vos  o hiciste algún curso, capacitación?

- No, no. Mi vieja me quería matar. Le rompía todas las telas, me daba plata para ir a comprar ropa y yo traía, no sé, un bolsón lleno de telas. Pero no, no aprendí en ningún lado, lo fui aprendiendo con el tiempo y nada como que me volví bastante meticulosa con eso. Y bueno cuando quedé en el Semillero, que yo creo que fue el impulso más grande que tuve, que te da un montón de visibilidad en todos lados, empecé cómo a salir a flote. Me presente a concursos, quede en uno seleccionado en Rosario, que se llamaba “Viste Rosario”. Nos presentamos 240 y quedamos 45, hubo dos viajes a Rosario de formación, en donde nos hablaban de sustentabilidad, estaba Verónica Alfie mostrando su marca.

- ¿Hace cuánto fue este concurso?

- Fue hace tres años. También fui al “Mika”, en la plataforma como de intercambio. La parte de sustentabilidad me interesaba un montón, ósea lo que a mi me pasa con los textiles sintéticos, que los he usado un montón de veces, es que todo me da electricidad. Todo se me pega, entonces es todo como parte de eso. Aparte de traer ropa de volverla a utilizar, la parte sustentable, tiene un montón de cosas que son más amigables con el medio ambiente y con la parte personal, ósea con el roce del textil en el cuerpo, cómo se trabaja. Yo trabajo con un taller y yo al flaco nunca le he peleado un precio, entonces es como una parte sustentable de mantener el trabajo de los que estamos en la cadena productiva.

- Cuando arrancaste ¿comenzaste con la sustentabilidad o empezaste después?

- No, en realidad empecé con la parte de tejidos cuando arranqué. No tenía máquina de coser, entonces todo lo que hacia lo hacia tejiendo. Empecé a buscar telas más nobles. El primero que presente en el Shopping, que se llama “Traslate”, está hecho con algodón y tela arpillera. Al otro verano, volví a sacar una colección en conjunto con una joyera, de Mendoza, que se llama “Mariana Tripoli”, ella me hacía toda la parte de intervención de bordados y yo hacia la parte de tejidos. Empecé con el tejido, después comencé a agregarle al tejido, como para acompañarlo, por eso se llama “CAPOTE”, porque es como la parte de arriba que te cubre. Después a todo el tejido le empecé a meter la parte de prendas básicas, que me acompañen un poco más a la imagen, porque yo cuando pienso una proyección lo pienso en imagen, ósea como campaña y de ahí empiezo a trabajarla. Por ejemplo, ahora estoy haciendo los monos, que me parecen re interesantes, porque es una prenda como super adaptable a cualquier prototipo. Estos, como están hechos en lienzo, una tela 100% algodón, los voy a hacer intervenir una parte por artistas, entonces yo ahí ya me imaginé como la gráfica pensado para cada uno de los artistas. Esa es la parte que más me divierte de todo.

ENTERITO DE LIENZO

- ¿Qué significa para vos la moda? ¿Qué importancia le das al diseño local?

- Importancia, un montón. Primero, la moda para mi es un arte fugaz, que yo no la comparto, para mi está creada para mantener un sistema de marcas, que todo el tiempo lo renuevan y que nosotros como independientes y con la escala que trabajamos y con la que queremos trabajar también, porque me han propuesto “se esto” y yo no quiero ser eso, quiero seguir siendo esto. Me parece que no es acorde a la etapa en la que estamos hoy en día, por como está el mundo. Para mi la moda es para mantener un sistema de marcas, que van cambiando sus productos todo el tiempo y la gente siga consumiendo excesivamente. Tendencias si puede ser, ósea yo genero prendas básicas con textiles básicos que pueden llegar a ser tendenciosos al momento en el que vivimos. Por ahí jugar con las mangas, con la amplitud entre las prendas, pero tendencia sí, es como que trato que sea tendencioso.

- Y hablando de tendencias ¿es fácil satisfacer a un publico que permanentemente quiero utilizar lo último, lo que es tendencia?

- Sí, en realidad, yo no tengo un público que quiere tendencias todo el tiempo. Trato de buscar lo distinto, porque hay demasiado y que tenga como un dialogo desde la prenda misma. Porque yo digo, vestirte no es solamente ponerte ropa encima, ósea para mi vestirte es como hablar también. A la gente que le cuesta un montón expresarse en palabras, por ahí poniéndose un par de cosas que lo identifican ya está diciendo un montón de lo que es una persona en si misma. Entonces me parece que va por ese lado lo que yo estoy tratando de mostrar y me parece que se está enganchando un montón de gente. Pasa que la economía del país y del mundo, no nos esta acompañando. Pero bueno, hay un montón de puertas, hay un montón de lugares en donde se puede mostrar muchísimo, y creo que las redes sociales son como un promotor de todo esto, importantísimo. Yo lo que digo, es que no hago moda, porque yo no soy fashionista, para nada, pero sí genero un discurso con lo que hago. Transmitir algo, por más simple que sea, que me parece que es bastante simple lo que yo estoy haciendo últimamente. Pero, como dicen: "Menos es más". Lo estoy aprendiendo con el tiempo. Está bueno eso.

VICKY cucchi: "GENERO UN DISCURSO CON LO QUE HAGO"

- ¿En qué se basan tus diseños? Me dijiste que te imaginas la producción final con ciertas personas, pero por ejemplo estás en tu casa o en el taller y querés diseñar algo, ¿qué te inspira?

- Primero, que sea tendencioso. Segundo, que vaya con lo que yo pienso todo el tiempo, que no se me escape, porque de vez en cuando se me escapan un par de cosas que me voy para otro lado. Tercero, estoy fomentando esa parte de que sea inclusivo, por los tiempos en los que estamos, que yo no tenga que hacer particularmente una prenda parecida a esta, para un tipo de persona, sino que esa prenda satisfaga a un montón de gente.

capote nos muestra la campera que diseño, hecha con una frazada económica, con el concepto de plegado japonés origami

- ¿Hacés prendas únicas o sos de repetir el diseño varias veces?

- Estoy tratando de hacer eso, porque sino es imposible diseñar para una sola prenda, es carísimo y no funciona. Entonces lo que estoy haciendo es un mono, con un montón de variables, en mangas, en escote, el ancho siempre trato de que sea el mismo, que sea talle único, que le entre a hombres y a mujeres. Lo que le pongo de alternativa para poder adaptarlo son lazos, que los dejás que cuelguen o empezás a entallar, a acortarlo. 

LAS PRENDAS SE PUEDEN REGULAR

- Cada uno lo regula como quiere.

- Claro, es bastante versátil a la hora de usarlo. Estoy pensando no solamente de que sea tendencioso, lógicamente tiene que ser porque la gente es lo que busca, no sé si es moda, sino que es tendencia ósea porque la gente ve mucho Nueva York, Londres e Italia y bueno ahí hay cosas básicas, que uno tiene que respetar y están buenas, porque la gente también esta buscando eso. Pero, con otro significado ¿no? Por ahí en vez de irte al sintético o a telas super caras, que no valen la pena por ahí usar telas mucho más nobles, 100% algodón y más con el calor que nosotros sufrimos en Mendoza, que te ponés un pedazo de plástico y después en el verano no te lo bancás. Entonces la idea, es por ahí utilizar 100% algodón y en el verano no transpirás, te respira la piel. Tiene muchas características a las que nosotros no estamos acostumbrados y que por ahí está bueno. Vivimos en Mendoza y en verano hacen 40° de calor.

flai fotografía

- ¿Tenés en cuenta también lo del clima?

- Obviamente, vivimos en un espacio físico distinto al resto, lo tenés que tener en cuenta, porque si no después no vendés nada. Ni siquiera uno lo puede usar.

- ¿Para vos la gente apoya el diseño local y la sustentabilidad?

- Y acá no hay mucho. En Mendoza todavía falta o por ahí la gente no está interesada en eso, todavía, yo creo que va a llegar el momento y va a estar bueno. Pero a mi me han escrito mucho más de afuera que de acá, me han pedido que lleve la marca a Buenos Aires, todavía acá no está pasando mucho.

- ¿Vos creés que está establecida la moda sustentable en el mundo de la moda?

- Sí, hay un montón y en las pasarelas ya se esta metiendo. En España sobre todo, en Buenos Aires... Yo sigo a bastantes marcas que trabajan la sustentabilidad, por eso también me empecé a meter. En Chile también hay un montón de sustentabilidad. Y es indispensable meterse. Yo soy una persona que trata de ser sustentable en el día a día. Es un habito que estoy logrando hace dos años.

- ¿Qué te impulso a optar por la sustentabilidad?

- Nada, conciencia. Conciencia personal. Primero, marcas de moda que me interesaban porque me parece que para que vos puedas llegar a ser tendencioso, tenés que cumplir requisitos para que la gente se lo ponga. Pero, aparte hay prendas totalmente parecidas a una prenda que está hecha con sintético y es lo mismo, y podés generar conciencia aparte de hacer ropa. Es conciencia y que la gente no la tiene y que a veces me da un poco de bronca ver a la gente en la calle como tira la basura. Pero yo creo que es algo que nace de uno.

Yo digo que no hago ropa, hago un poco más que eso.

- Lo que se puede ver en tus prendas, es que son tendenciosas, pero al mismo tiempo, son prendas básicas que te las podés poner sin importar el momento del día o la época.

- Sí. Eso está bueno, porque no necesitás un placar enorme para vestirte, yo no lo tengo. Consumo también mucho vintage, con algunas prendas me hago algo y a muchas las dejo sin tocar, porque me parecen súper respetuosas en la manera en la que siguen. No hace falta una cantidad desmedida de ropa para consumir, sino algo que vaya con vos con tu cabeza y con tu mentalidad.

PRENDAS QUE FUERON DESARMADAS Y UNIDAS PARA CREAR UNA NUEVA

- ¿Vos creés que en un futuro la industria de la moda va a fomentar esto, de que todo sea sustentable?

- Sí, en Chile ya tienen su cadena de sustentabilidad, Falabella por ejemplo tiene un espacio donde convoca diseñadores independientes, sustentables y lo venden en Falabella. Cada vez va a ser más grande, pero bueno todavía acá falta muchísimo. Yo creo que se van a ir sumando cada vez más marcas, porque se fomenta en la facultad. La cosa es que sea de buen gusto, que a la gente le termine llegando como si fuese una marca comercial y que se respete la costura del "flaco" que esta metido en el medio, al fotógrafo que va a sacar la foto, a la modelo que va a ponerse delante de la cámara. Hay un montón de cosas que hay que respetar. Mis etiquetas ya no las estoy haciendo de papel y tengo una imprenta, ya no imprimo prácticamente, las hago con sello en los pedazos de tela que no tiro. Yo lo que siempre digo, es que soy promotora de conciencia.

ETIQUETAS HECHAS CON PEDAZOS DE TELA Y SELLO

- ¿Creés que el tema de la mano de obra, también va mejorar a la par de la sustentabilidad?

- Sí, va de la mano. La sustentabilidad no es solamente qué estás usando para construir una prenda, la sustentabilidad es como toda la cadena productiva, está construida. Cómo trajiste la tela de Buenos Aires, cómo hiciste las etiquetas, cómo le pagaste al que te coció. Yo ahora me estoy metiendo en una página de Internet que es sustentable, que tiene como objetivo acortar la cadena de productividad. Es imposible que sea 100% sustentable. Pero es un pequeño porcentaje que uno colabora, para concientizar a la gente, que use lo que tiene, que lo venda, por eso le doy importancia a las tiendas vintage, porque le estás dando una nueva oportunidad a ropa que por ahí puede llegar a quedar en la basura y eso está buenísmo. Darle "laburo" a artistas, que se empiecen a visibilizar, al flaco que me cose, pagarle bien. Generar conciencia a través de las redes. Tengo un montón de telas que ya no quiero usar, y que no voy a volver nunca más. Uno tiene que ser consciente de lo que quiere transmitir, como “marca”, en realidad soy una persona atrás de un nombre. En esto me fui formando sola, porque soy una chusma, investigo todo.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?