Dinero Presión para mejorar la recaudación

Rentas, en pie de guerra contra los evasores

La Administración Tributaria Mendoza (ex Dirección General de Rentas) prevé multas de hasta un 800 por ciento para quienes no paguen en tiempo y forma los impuestos de Sellos e Ingresos Brutos. Aquí, el detalle del porcentaje aplicado de acuerdo a la deuda del contribuyente.
Avatar del

MDZ, Dinero

1/2
Rentas, en pie de guerra contra los evasores(MediaMZA)

Rentas, en pie de guerra contra los evasores | MediaMZA

Rentas, en pie de guerra contra los evasores(MediaMZA)

Rentas, en pie de guerra contra los evasores | MediaMZA

En medio del déficit de las cuentas provinciales que tanto ha denunciado el propio gobernador Francisco Paco Pérez, la Administración Tributaria Mendoza (ex Dirección General de Rentas) se puso en pie de guerra contra los evasores.

>

El régimen de sanciones vigente establece un piso de 200 por ciento y un techo de 800 por ciento de multa para deudores de Ingresos Brutos (IIBB) y Sellos.

Aunque desde ATM indicaron que "no es una novedad" y que desde hace un tiempo a esta parte rige esta escala de sanciones, reconocieron que el método ha servido no sólo para detectar y multar al deudor eterno sino también para promover la cultura tributaria.

"En 2013, por ejemplo, hemos logrado ajustar 420 millones de pesos al detectar deudas de más de 900 contribuyentes", precisó Martín Zirulnik de la Dirección General de Rentas de la Administración Tributaria Mendoza (ATM).

Las sanciones se establecen para quienes adeuden Ingresos Brutos (IIBB) o Sellos, en la medida en que es en esos tributos en los que se registra evasión.

"El caso es distinto para los impuestos Automotor e Inmobiliario en donde, al ser tributos patrimoniales, es el organismo el que fija cuánto debe pagar el contribuyente y de no pagarlo se le aplican intereses. En los impuestos de IIBB o Sellos es el contribuyente quien debe manifestar cuánto vendió y de no hacerlo está evadiendo", explicó Zirulnik en diálogo con MDZ Online.

Este es el esquema completo de multas para evasores: 

a) Evasión hasta el treinta por ciento (30%) del débito tributario, el doscientos por ciento (200%) de multa.

b) Evasión de más del treinta por ciento (30%) y hasta el sesenta por ciento (60%) del débito tributario, el trescientos veinte por ciento (320%) de multa.

c) Evasión de más del sesenta por ciento (60%) y hasta el ochenta por ciento (80%) del débito tributario, el cuatrocientos por ciento (400%) de multa.

d) Evasión de más del ochenta por ciento (80%) del débito tributario, el quinientos por ciento (500%) de multa.

Los porcentajes de evasión se establecerán para cada uno de los anticipos y/o cuotas verificados.  

Los Agentes de Retención, Percepción y Recaudación que incurran en defraudación fiscal, conforme lo disponen los incisos b) y c) del artículo 58° del Código Fiscal t.o.s/Decreto nº 1284/93 y sus modificatorias), serán sancionados tomando como base el impuesto retenido en su poder, y de acuerdo a la fecha de regularización, de acuerdo a lo siguiente:

a) Dentro de los cinco (5) días hábiles a partir de la fecha de vencimiento del pago del período, la sanción aplicada será equivalente al treinta por ciento (30%) cuando se verifique la condición que el ingreso de las sumas retenidas y/o percibidas por parte del agente se efectué en forma espontánea, con los intereses correspondientes, salvo que se de la excepción prevista en el segundo párrafo del inciso b) del artículo 58 del Código Fiscal.

b) Dentro del mes, contado a partir de la fecha de vencimiento del pago del período, el doscientos por ciento (200%).

c) Pasado el mes y hasta los tres meses contados desde el vencimiento del pago del período, el trescientos por ciento (300%).

d) Más de tres (3) meses de vencido contado a partir del vencimiento del pago del  período, el cuatrocientos por ciento (400%).

Cuando el pago no se realice en forma espontánea, corresponderá el duplo de la sanción prevista en los casos de los incisos b) a d) del párrafo anterior.

A tal fin se considerará como mes, el tiempo transcurrido entre el día de vencimiento de la obligación y el mismo día del mes siguiente inclusive. No se considerará pago espontáneo cuando el mismo se haya efectuado como consecuencia de cualquier acción administrativa de la Administración Tributaria. 

Finalmente las multas por omisión, por desconocimiento de la alícuota que le correspondía abonar, serán del 200 por ciento sobre el débito tributario omitido, según se indicó en el artículo 16 de la resolución general ATM nº 14 de ATM.

Para mayor información, hacer clic aquí.