Dinero Panorama global

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años

Las malas condiciones climáticas en Europa golpearon la elaboración de la bebida en 2017. Por el contrario, en la Argentina creció 25% respecto a 2016 y es el 5º productor global.
Avatar del

MDZ, Dinero

1/5
Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años(Alf Ponce / MDZ)

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años | Alf Ponce / MDZ

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años(Alf Ponce / MDZ)

Mal trago: La producción mundial de vino cayó a su nivel más bajo en 60 años | Alf Ponce / MDZ

La producción de vinos cayó en 2017 al mínimo mundial en 60 años por las malas condiciones climáticas en Europa.

En la Argentina, por el contrario, logró aumentar la fabricación un 25% respecto a 2016, de acuerdo a datos difundidos hoy por la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV).

La industria vitivinícola elaboró 250 millones de hectolitros el año pasado (cada hectolitro son 100 litros o unas 133 botellas de 750 centímetros cúbicos), un 8,6% menos que en el 2016, en el nivel más bajo desde los registros de 1957 cuando se obtuvieron 173,8 millones de hectolitros.

El motivo central de ese descenso es el mal tiempo que afectó a los principales productores de vino de la Unión Europea, que el año pasado vieron mermar la cantidad de botellas terminadas en un 14,6% hasta los 141 millones de hectolitros. Aún en caída, la producción todavía sirve para cubrir el consumo global que alcanzó los 243 millones de hectolitros, un 1,8% más que el año anterior.

Cinco países representan casi la mitad de los bebedores en el planeta: 13% en Estados Unidos, 11% en Francia, 9% en Italia, 8% en Alemania y 7% en China. 

Argentina en ascenso y con buena proyección para 2018

Argentina elaboró un 25% más de la "bebida nacional" (declarada así por ley) respecto a 2016 al alcanzar los 14,8 millones de hectolitros, lo que la posiciona como la quinta productora mundial detrás de Italia (42,5 millones), Francia (36,7 millones), España (32,1 millones) y Estados Unidos (23,3 millones).

Si bien el país mostró un aumento, todavía no alcanzó los niveles de 2013 y 2014 cuando produjo 15 millones y 15,2 millones de hectolitros, respectivamente. La proyección para este año es auspiciosa con un incremento en la producción estimado de 14,20% comparado con 2017, destacó el informe que toma como fuente al Instituto Nacional de Vitivinicultura. 

En términos de exportación, el país se ubica en el puesto 11 con 2,2 millones de hectolitros vendidos en el exterior el año pasado, con España al tope de la lista con sus 22,4 millones de hectolitros que se disfrutan fronteras afuera.